Es el cahuín del año y si resulta cierto dará alimento nutritivo y delicioso a las redacciones del corazón de los medios nacionales. Y es que con esta historia los romances de la Marlene o los emails amorosos de Camiroaga y Kenita, se transformaran en mocoepavo. Señoras y señores, si esto es verdad, es filete de primer corte.

La cosa es que andan diciendo, cuentan, afirman, juran y rejuran que Cecilia Bolocco, nuestra única diva, habría encontrado el amor… el amor verdadero, que le dice “contigo, toda la vida“. Sí, igual que el eslogan de Falabella. La mención de esa empresa no es gratuita; los rumores la vinculan con un hombre fuerte de la empresa. Con un poderoso y millonario accionista en cuyos brazos la diva se estaría consolando de la distancia con Menem, quien se habría reencontrado con su esposa Zulema.

Hasta aquí no hay discrepancias en llas científicas fuentes consultadas. El problema aparece en el nombre de la víctima. Algunos dicen con convicción de apostador de la hípica, que el romance es nada menos que con Juan Cúneo, vicepresidente de Falabella, un lolo de 75 años, presidente del Hipódromo Chile, entre otras cosas. Dicen que habrían visto a la diva en las dependencias de calle Rosas de Falabella, donde Cúneo tiene una de sus oficinas. Públicamente, ambos se encontraron el 17 de noviembre del año pasado, cuando Falabella inauguró una de sus tiendas en Medellín, Colombia.

Otros aseguran, sin embargo, que aunque Bolocco mira con ojitos entornados hacia las cimas del Holding Falabella, en realidad lo hace para ver hacia el lado del clan Solari, donde hay otros acaudalados varones, aunque no tan mayores como le gustan a la diva.

Raya para la suma: ¿Habrá boda con lista de novios en Falabella? Pronto para saberlo. Y capaz que este cahuín que ha andado corriendo por varias salas de prensa, lo haya tirado el entrono de la diva para matarle el punto a Menem y el reencuentro con su ex. En todo caso, si resulta ser cierto, no podemos más que alegrarnos pues Bolocco habría encontrado por fin su pololo, pinche, pareja, amigo con ventaja, peor es na, pierna peluda, guatero con uñas, amigo con raspe o su equivalente.