“Los niveles de corrupción son muy altos y es muy difícil darlos a conocer, imagínense en las FF.AA., entidades jerarquizadas y disciplinadas, donde preguntarse un ¿por qué? significa ser considerado un desleal, es mejor dejar que se abuse, que se despilfarren fondos públicos, etc., pero todo tiene su límite.

Soy un militar o al menos hasta el momento lo sigo siendo, aunque muy pronto dejaré a mi Institución el Ejército de Chile, donde personas como el Coronel Patricio Saldaña Ferrada, de la Agrupación de Seguridad Militar, se aprovechan hasta decir basta.

El Coronel Saldaña es una persona inescrupulosa, que utiliza todos los medios económicos y de personal en beneficio propio, con un solo objetivo llegar a ser un General de la República, posee dos vehículos fiscales, uno que es utilizado en sus desplazamientos y el otro un Toyota, Yaris patente TY 6015, manejado por el Suboficial Pablo Araya Hermosilla, solo para sus actividades particulares, trasladar a su empleada desde Lo Hermida hasta la casa particular, traslado a colegio, compras, supermercado, etc. La única labor que ha desarrollado este suboficial durante alrededor de 5 años ha sido ocuparse de la familia del Coronel Saldaña, gastando en todo este tiempo más 5.000 litros de combustible, registrado en libros de la unidad. ¿Dónde queda la Ley de Probidad, que el mismo Coronel habla?

El Coronel Saldaña ha instaurado un régimen de terror en la unidad, donde el trato diario es humillante tanto a Oficiales, como para el resto del personal, con una sola diferencia los Oficiales son enviados a Cursos, Comisiones al Extranjero, incluidos en planillas de viáticos de Comisiones de Servicio a las que nunca asisten, solo reciben el dinero. El resto del personal no tiene posibilidades de postulaciones a Cursos, Comisiones, etc., ha mantenido familias separadas por años, ya que no da posibilidad de destinaciones, a excepción de un grupo de gente que trabaja directamente con él, que recibe beneficios para guardar silencio por lo que sabe.

El Coronel Saldaña, tiene como objetivo personal su ascenso a General, utilizando a personal de la unidad en esta campaña, fotógrafos, camarógrafos realizan trabajos para familiares de Generales activos y en retiro, gastando recursos de la unidad (álbumes, fotografías, videos, etc.), solo para lograr el beneplácito del Cuerpo de Generales. Además mantiene una estrecha relación con el General (R) Cheyre, amigo personal, manteniendo hasta la fecha una seguridad indirecta que no le corresponde, con el consiguiente gasto de combustible y personal.

El Coronel Saldaña es responsable de la Seguridad del Comandante en Jefe del Ejército, manteniéndose informado por el Oficial de la Seguridad de las actividades del Gral. Izurieta, su obsesión de ser General ha llegado incluso a pedir acceso a la agenda personal del CJE a través de este oficial.Ugg Boots Cyber Monday Deals

Para no dar motivo a investigación por la Comandancia en Jefe, dejó pasar el robo de combustible en la seguridad del General Izurieta, donde dos suboficiales, cambiaban los vales de combustible por dinero, llenando la guía fiscal con el nombre y número de cedula de identidad de un Carabinero motorista de la escolta, situación tremendamente grave que fue “desatendida” para evitar problemas que pudieran poner en peligro su futuro ascenso, dando como motivo que ese dinero iba a ser utilizado en una comida a fin de año.

A fin año el Coronel Saldaña debe dejar la unidad, ya que, podría ascender a General, cuya investidura le queda grande, no posee la idoneidad, lealtad y otros atributos que exige esa alta investidura, sería muy lamentable que a través de sus engaños y otras artimañas llegara a serlo.

Por qué estoy dando a conocer estos antecedentes, por la sencilla razón que yo también creí en sus mentiras, pero he preferido a mi familia, alejándome de mi institución.

Me cansé de ser cómplice de sus abusos, creo que personas como él ensucian al Ejército de Chile, he tratado de dar a conocer esta situación a diferentes mandos institucionales, pero ha sido imposible, teniendo que llegar a esta instancia.

Señor Director, me ha sido difícil llegar a escribir esta carta, ya que, sé que pongo mi integridad y la de mi familia en peligro, porque la obsesión del Coronel Saldaña es tal que esperaría cualquier represalia, pero se debe conocer a este tipo de personas, que escudándose en su categoría, utilizan personal y dinero fiscal, en su propio beneficio, engañando a cuanta persona se les cruza en su camino. Se despide atentamente”Black Friday Ugg Boots

Sergio Jofré J.