El recuerdo del 1 de abril de 2009 estará latente hoy en el Malvinas Argentinas de La Plata, el estadio donde hoy partirá la Copa América 2011. Argentina, el anfitrión, con un equipo plagado de estrellas y liderada por el mejor jugador del planeta, Lionel Messi, se medirá en el primer partido del certamen frente al seleccionado boliviano, el último elenco que los humilló en una cancha de pasto.

Por eso hoy el equipo trasandino saldrá con todo al ataque para servirse el plato frío de la revancha y cobrar venganza del histórico 1-6 que sufrieron en La Paz con Diego Armando Maradona en la banca.

“Queremos ganarle a Bolivia y a todos, porque el objetivo es salir campeones”, dijo hace unos días Javier Mascherano, compañero de Messi en el Barcelona y capitán de la albiceleste. Mascherano, quien junto a Messi vivió en carne propia la humillación en el altiplano cuando competían por las eliminatorias a Sudáfrica, será uno de los siete argentinos que jugaron en la altura ese fatídico miércoles de abril.

Ésta será la primera vez que se enfrenten después de la humillación en La Paz, por lo que el equipo boliviano también prevé un duro cotejo que marcará el inicio hoy de la Copa América. “Argentina va a salir con todo porque buscará el desquite”, dijo también Marcelo Moreno Martins, autor de uno de los goles bolivianos en esa oportunidad. El partido será hoy después de la ceremonia de apertura, a las 20:45 hors (Chile).