Como “basura” y “diabólica” definieron la música del trovador gutemalteco en Irán, país donde entrará a regir una nueva constitución que castiga de manera específicamente canciones de Ricardo Arjona.

“Al momento de revisar nuestra actualización anual de la constitución, nos dimos cuenta de que algunos párrafos no eran muy claros, más que nada en el tema de la música, es por eso que agregamos estos detalles para especificar bien a que nos referíamos con el término ‘música basura o diabólica’”, señaló Ibrahim Al-Mashawha, asistente personal del presidente según constata Publimetro.

La nueva constitución dice textual: “Todo aquel que sea sorprendido escuchando melodías satánicas o de Ricardo Arjona, será puesto a disposición del líder de su población, quien podrá elegir una de las siguientes tres opciones para su muerte, dependiendo de la reputación del pecador:

-Colgado frente al pueblo
-Ahogado en un chapoteadero para niños
-Apedreado lentamente hasta morir (una piedra al día) en la plaza central de su ciudad natal”.