Vía Trome


Oozaru. Primera transformación de Gokú, aparecida en la primera parte de Dragon Ball. Esta forma se adquiere luego de ver la luna llena, perdiendo la cordura por completo. Luego que le cortaran la cola, Gokú pierde la capacidad de transformarse en este mono gigante.


Super Saiya. En este estado su poder se incrementa exponencialmente, y con ello su cabello adquiere un color rubio.


Super Saiya II. Si bien los cambios físicos son pocos, el poder del guerrero es mucho mayor que el estado anterior. Se diferencia de la primera etapa porque emite rayos de energía.


Super Saiya III. En esta forma, la cabellera crece vertiginosamente y se hace casi invencible.


Super Saiya IV. Aparecida en la etapa GT, se pierde todo rasgo caucásico. En su lugar se toma un aspecto más fiero y casi homínido.


Super Saiya Dios. Última transformación de Gokú en la que alcanza el nivel dios. Su cabello adquiere un color rojizo al igual que la energía que le rodea.