El presidente de la Democracia Cristiana, Ignacio Walker, aseguró que este jueves sostuvo una conversación “con mucha franqueza” con Michelle Bachelet, tras la que negó que tengan un papel secundario en su campaña e insistió en que ya “mal se podría izquierdizar” el proyecto de la Nueva Mayoría.

“Tengo la convicción de que el camino es la reforma y el cambio gradual. Venimos de vuelta de los modelos refundacionales, y desde esta perspectiva encararemos la implementación del programa”, dijo en entrevista con El Mercurio, planteando que ese sería “uno de los principales aportes de la DC” en un eventual próximo gobierno.

“Tenemos que evitar los cantos de sirena de los modelos refundacionales. El camino es la reforma y el cambio gradual. No queremos renegar de los profundos cambios que introdujeron los gobiernos de la Concertación”, agregó Walker.

Sin embargo, el líder del falangismo reconoció que este “ya es un tema de debate en el bloque”, para luego destacar que las diferencias se deben a que la Nueva Mayoría “da cuenta de una gran diversidad”.

“Pero queremos velar porque los cambios estructurales sean sustentables y perdurables (…) Siempre el voto de centro, independiente, moderado, será importante, desde una clara perspectiva en favor de los cambios sociales y políticos que estamos postulando. Como decía Frei Montalva, ‘debemos ser una opción nacional y popular'”, expresó.

En esa línea, Walker indicó que la DC va a estar “en la vanguardia, y no en el vagón de cola”, puesto que su partido “existe para la justicia social, por lo que tenemos un compromiso muy de fondo con el programa. Con todos los matices y diversidad que significa un acuerdo electoral como el de la Nueva Mayoría. Vamos a liderar los cambios, y no vamos a ser un dique de contención de las demandas ciudadanas”.

Sobre los acercamientos de Antonio Horvath (RN) con el comando de Bachelet, el senado opositor aseguró que “el mapa se está modificándose en la centroderecha y al interior de la Alianza”, destacando como un puntal del nuevo escenario el acuerdo de su partido con RN para realizar reformas constitucionales.

“El hecho de tener una mayoría en el Senado y en la Cámara no significa que estemos pensando en pasar la aplanadora. No es esa nuestra vocación y no entendemos así la política, por lo que seguiremos creando vasos comunicantes, puentes y diálogos que sean necesarios para que a Chile le vaya mejor”, puntualizó.

Vea también “Ignacio Walker y participación del PC en un eventual gobierno: “La decisión final es de Michelle Bachelet””