Tras rechazar los recursos de protección presentados por los opositores al proyecto, la Tercera Sala de la Corte Suprema autorizó el funcionamiento de la cuestionada central termoeléctrica Punta Alcalde, bajo la condición de que debe someterse a un permanente monitoreo medioambiental.

Según consigna Emol, el máximo tribunal dictó que Endesa tendrá que informar públicamente las temperaturas registradas en la captación y vertimiento de las aguas de mar, las que son necesarias para enfriar las chimeneas de la central.

Además, se estableció que la empresa deberá costear los análisis por laboratorios independientes, y enviarlos a la autoridad ambiental. En el caso de que se detecte algún tipo de transgresión a la normativa, la autorización para operar será revocada inmediatamente a Punta Alcalde.

La central termoeléctrica, que se ubicará en la región de Atacama, pretende generar 740 MW para el Sistema Interconectado Central, y contemplaba una inversión de US$ 1.400 millones.

Vea también Habitantes de Huasco piden rechazo de termoeléctrica Punta Alcalde