Un estudio de la Superintendencia de Salud determinó que el 39% de los afiliados a las isapres está “cautivo” de las empresas, puesto que, por padecer una enfermedad crónica, en la práctica no puede cambiarse de institución.

Según consigna La Tercera, 1.245.182 personas se encuentran en dicha condición, -considerando sólo las que padecen alguna de las 80 enfermedades del Plan AUGE-, mientras que el 61% restante no tienen limitaciones para moverse a otra aseguradora.

El superintendente de Salud, Sebastián Pavlovic, explicó que la estimación subiría si se consideran otras variantes, como la edad o la presencia de patologías que no son parte del AUGE.

“El cálculo podría estar superando el 40 por ciento de la cartera total de personas que se encuentra en esta condición. Es decir, que no se puede cambiar de isapre”, afirmó la autoridad.

“Este elemento se suma a otros que configuran un mercado que está funcionando de manera muy asimétrica, imperfecta y con poca información para los usuarios. Además, hay una creciente concentración de mercado e integración vertical”, agregó Pavlovic.