PENTA-01

El Caso Penta ha traído consecuencias tanto judiciales como políticas. Dentro de estas últimas se encuentran las divisiones internas presentes al interior de la Unión Demócrata Independiente, el partido más perjudicado por el conocimiento de esta información.

Entre las voces que se muestran a favor de un cambio de directiva dentro del partido, entre las que ya aparecía el senador Víctor Pérez, salió la del alcalde de Colina, Mario Olavarría, quien se mostró a favor de que la mesa central de partido sea tomada por una “directiva de transición” mientras aún no se saben todas las consecuencias del Caso Penta.

Olavarría señaló que “debe hacerse un Consejo General o un Congreso Doctrinario, u otro tipo de encuentro, para decidir qué vamos a hacer (…) Esto no es un tema de personas ni de la capacidad de Ernesto y su gente, son de primer nivel. Pero la directiva, que lleva la palabra y opinión de la UDI, ¿cómo se maneja si todos los días les preguntan cuándo va a ir a declarar, que qué opina del mail que salió? Así pierde el foco, y eso es lo que tenemos que entender: esto no tiene que ver con personas”.

Luego agregó que debería existir “una directiva de transición, por seis meses, y elegimos una a fin de año para que enfrente las elecciones. Pero no podemos seguir dando explicaciones. Lamentablemente Ernesto está muy relacionado con las personas de este escándalo”.

Mientras en la parte judicial Hugo Bravo anunciaba que seguiría colaborando con la investigación, también se dio a conocer que se formalizarán a cuatro personas más.

Hugo Bravo, Marcos Castro, Iván Alvarez y Juan Martínez serían formalizados por petición de la Fiscalía, decisión que emanó desde el fiscal Carlos Gajardo.

A Bravo, quien dio a conocer varios de los nombres hoy investigados, se le imputarán delitos tributarios, de soborno y lavado de activos.

Otro detalle que se supo de Penta, y que no tiene relación alguna con el caso que involucró a von Baer, Silva y otros, es que la empresa le entregó dineros a la viuda del dictador Augusto Pinocher, Lucía Hiriart.

La frase “dinero en efectivo para la señora Lucía” presente en una de las grabaciones fue la que dio a conocer esto, lo que luego fue confirmado por un cercano a Pinochet, el general (r) Guillermo Garín, quien señaló que “lo que ha ocurrido son donaciones de empresarios por cariño, de quienes han estado con ella”.