osvaldo andrade a1

El diputado y presidente del Partido Socialista, Osvaldo Andrade, salió a enfrentar las críticas que apuntan a la clase política, así como también sobre los casos Penta y SQM, indicando sobre este último que hay “mucha gente nerviosa” dentro de la Nueva Mayoría.

“He cometido la torpeza de señalar que de pronto se situó una extraña epidemia de colitis. Uno no puede tener un doble estándar en esto, por eso uno tiene que respaldar las investigaciones”, sostuvo en conversación con Biobio.

Respecto a los cuestionamientos que recibió el Servicio de Impuestos Internos por este mismo caso, Andrade aseguró que “si hay dudas sobre las instituciones, hay que disiparlas“, añadiendo que “yo creo que en estos casos siempre hay que actuar con mayor celo”.

Para Andrade, la crisis por la que pasa la política en el país es “severa” y “ojo, puede ser terminal si no lo hacemos bien”. Incluso dice que puede significar que “que el sistema político simplemente colapse. No es casual que las instituciones, entre ellas la más relevante del país, que es la Presidencia de la República, tenga el grado de desafección que hoy tiene“.

“Lo más grave que ha sucedido es el caso Caval, al margen de la arista judicial. Lo que pasa es que obra dos cuestiones centrales: la impronta del gobierno y la cúspide estratégica. Es intolerable lo que pasó ayer (lunes), respecto de la consuegra (de Bachelet, por su sueldo en la Junji), porque tiene una buena explicación. Incluso es tan razonable que todos los podemos aceptar. Lo que no es posible, es que se reedite el caso Caval desde la imprevisión. Cuando suceden estas cosas, hay que ocuparse muy gruesamente, porque es una crisis severa“, sentenció el diputado.

También fue consultado por uno de sus dichos durante el gobierno de Piñera, en el que señaló, tras conocerse una encuesta que le entregaba solo un 35% de apoyo al mandatario, que “Chile no merece un Presidente con este nivel de desaprobación”. Ahora, Andrade dice “uno no cambia de opinión dependiendo de quién esté ejerciendo. Lo mismo digo ahora“.

El parlamentario asegura que “tenemos que hacer es hacernos cargo del problema“, buscando la verdad “caiga quien caiga”. “Cuando uno dice que se sepa la verdad y caiga quien caiga, uno tiene que hacerse cargo de lo que dice”, sostuvo.

Finalmente se refirió al Caso Caval, que involucra a Sebastián Dávalos, hijo de Michelle Bachelet, sobre quien dijo que “el efecto Caval para la política ya llegó, qué más podría pasar, que alguien cayera preso. Si se empeorase el caso Caval, el efecto que produjo en el sistema político ya está, por eso me parece desafortunado lo de la consuegra, porque es la reedición del mismo tema desde un hecho que es posible de prever y explicar“.