zaldívar a1

“He dado muchas boletas no sólo ésas, todas las boletas que fueron necesarias cuando yo ejercí mi profesión, y el ejercicio de mi profesión es legítimo y nadie me lo puede negar”, manifestó el senador DC, Andrés Zaldívar luego de que un artículo de Pulso revelara que el legislador había emitido boletas -a partir de junio del 2008 y hasta el 1 de marzo de 2010- a la Fundación Huinay, vinculada a Endesa Chile,  por las que había cobrado cerca de 100 UF mensuales por casi dos años.

Ya antes de esta revelación, el exministro había salido a responder por las boletas emitidas a Aguas Andinas, también en el periodo en que estuvo fuera del Senado.

En aquella oportunidad, Zaldívar mostró a La Segunda los informes hechos para la sanitaria y aseguró que “yo cumplí un contrato vigente hasta el momento que asumí como senador (…) todo mi trabajo se hizo, los informes están”.

“Yo ejercí mi profesión de abogado legítimamente como tengo que hacerlo, mientras no fui senador. Ahora para ejercer la profesión de abogado y para cobrar los honorarios hay que emitir boletas o facturas, porque sino Impuestos Internos a uno lo sancionaría. Yo durante tres años y medio ejercí mi profesión de abogado, casi cuatro años, ejercí mi profesión de abogado en la Fundación Huinay que depende de Endesa, pero que no lo es”, dijo hoy el legislador -según emol, saliendo de esa manera al paso de este nuevo asunto.

Además de defender el ejercicio de su profesión cuando estuvo fuera del Parlamento, el histórico decé se quejó de posibles filtraciones de su situación tributaria.

“Lo extraño sí es que se estén filtrando datos de mis declaraciones de impuestos que no corresponden, yo no se quién lo hizo, porque ése no es un tema que esté sujeto ni a la Fiscalía ni a ninguna materia”, apuntó.

Los trabajos a  Huinay

Zaldívar profundizó en los trabajos hechos para la fundación ligada a Endesa, ante lo que sostuvo que “el encargo que se me hizo por la fundación consistió en un trámite que duró más de un año y medio, relacionado con normalizar las concesiones marítimas y también fijar las tazas que deberían de cobrarse. Es una fundación sin fines de lucro y que está dedicada a investigación científica”.