Cárcel Valpo

(Foto referencial).

La justicia británica decidió condenar a 8 años de prisión a una mujer que le hizo a su amiga el peor engaño que pudo hacerle: Se hizo pasar por hombre para poder acostarse con ella.

Según consigna radio Bíobío, Gayle Newland (25) agregó a la víctima a Facebook durante el año 2011. Obviamente la culpable usó un nombre masculino.

Después de un buen rato de conversaciones, ambas se juntaron, sin embargo Newland se las arregló para que la víctima usara una venda en los ojos en cada encuentro, incluso para ver televisión. ¿Raro, no?

Fueron más de 100 horas en esta misma forma de encuentro.

Finalmente ambas mujeren tuvieron relaciones sexuales como unas 10 veces, claro que la víctima no sospechaba que su pareja era también mujer, hasta que un día decidió quitarse la venda y descubrió que lo que realmente sentía era un pene protésico.

Sin embargo, Gayle se defendió asegurando que su víctima siempre supo que no era hombre y que aprovechó esto para probar experiencias nuevas. De hecho indicó que no ocultó sus pechos ni usó sombreros.

Pese a todo la el juez Roger Dutton afirmó que Gayle es “mentirosa, intrigante y muy determinada. Mantuvo esta línea de conducta durante un largo período en el que jugó con sus sentimientos, actuando únicamente para su propia satisfacción sexual sin tener en cuenta el impacto devastador que el descubrimiento de la verdad tendría”.