Ignacio Sánchez UC A1

Lapidario fue el rector de la Pontificia Universidad Católica de Chile, Ignacio Sánchez, con el proyecto recién ingresado de reforma a la Educación Superior, diciendo que así tal como está puede significar el quiebre definitivo del Consejo de Rectores, Cruch.

“De acuerdo a lo que se presenta, este proyecto significa el fin del Consejo de Rectores, una institución creada hace más de 60 años por ley para colaborar y asesorar al Ministerio de Educación en el desarrollo de políticas públicas de educación superior. No podemos entender la razón de este grave error político y de visión que ha tenido el gobierno al plantear este problema a través de un esquema de financiamiento de este tipo”, dijo Sánchez.

El académico calificó además como “grave” que la ministra Delpiano introduzca “otra división más al interior del Cruch y del G9”. “Esta propuesta significa no entender bien el valor de la provisión mixta y el rol subsidiario en educación superior, algo que la Presidenta destacó en el mensaje presidencial al presentar el proyecto de ley. En este tema, son las propias comunidades de estas universidades las que tienen que pronunciarse”, señaló el rector a La Tercera.

Además, Sánchez destacó el valor público de su universidad y otras católicas, descartando los dichos de la propia ministra, quien señaló que las universidades católicas estaban para formar “profesionales católicos”. “Me llama la atención esta opinión, ya que la ministra nos conoce, de hecho, ella es exalumna de la UC. Nuestras universidades reciben y acogen estudiantes de gran talento y esfuerzo, de todos los sectores, creyentes y no creyentes, de manera amplia y diversa. En las universidades católicas estamos trabajando de manera dedicada para aportar buenas personas, profesionales y científicos que sirvan al país. Por esto, son lamentables las declaraciones de la ministra”, explicó.