Gabriel-Salazar-foto2-alejandro-olivares

Polémica generó durante los últimos días la iniciativa presentada por la diputada Camila Vallejo (PC), que dice relación con eliminar las alusiones religiosas como “En el nombre de Dios”, al momento de iniciar la sesión en la sala de la Cámara.

En conversación con Emol, el Premio Nacional de Historia, Gabriel Salazar, manifestó que “si se van a cambiar estos viejos juramentos que hacen referencia a la divinidad, ciertamente les duele a aquellos que creen en esa divinidad y, sin lugar a duda, los democratacristiano y otra gente que tenga fe en ese tipo de cosas reaccionará”.

El académico agregó que “estaría de acuerdo en que la fórmula litúrgica que persigue las reuniones del Congreso Nacional para darle cierto matiz de solemnidad, sea republicana, laica y se refiera al pueblo real de Chile, porque esta referencia a Dios nos remite a un período feudal y una época antigua”.

Por su parte, el docente e historiador, Gonzalo Rojas, apuntó a que todo este debate se centra en “una disputa entre una mirada atea del mundo -muy minoritaria en Chile- y la concepción de la realidad que tenemos los creyentes que es la enorme mayoría de los chilenos”.

En tanto, el historiador de la UC de Valpo, Joaquín Fermandois, aseguró que esto es como “una especie de guerra cultural y creo que la intención última es tratar de eliminar el cristianismo de la vida pública de forma intolerante”.