El pasado 5 de diciembre, el ex ministro del Interior de Bachelet, Rodrigo Peñailillo, llegó hasta las oficinas del Ministerio Público para prestar declaración como imputado en el bullado caso SQM, que investiga posibles boletas truchas y el financiamiento irregular de las campañas políticas.

Según consigna el diario La Tercera, Peñailillo profundizó en su rol dentro de la campaña de la Presidenta y la pega de Asesorías y Negocios SpA, firma del geógrafo Giorgio Martelli que recaudó más de 400 palos gracias a la elaboración de informes y estudios que fueron vendidos a SQM Salar y empresas del Grupo Angelini.

En su testimonio, la ex mano derecha de la Mandataria negó ciertos dichos de Martelli y el ex ministro de Hacienda Alberto Arenas ante la fiscalía.

En ese sentido dijo que “Giorgio Martelli fue el administrador electoral de la campaña presidencial del año 2005 y yo trabajaba en calidad de jefe de gabinete de la candidata presidencial de ese momento. Además, él era militante del partido al que yo pertenecía (PPD)”,

Añadió que “había un contexto político. El contrato (con AyN) fue de enero de 2012. En ningún caso yo participé en reuniones o coordinaciones para la formulación de la empresa”.

Sobre los dichos de Martelli, en cuanto a que a solicitud de Peñailillo AyN habría financiado el viaje de Claudio Labrín y el periodista Michel Zalaquett a Nueva York en 2013 para filmar a Bachelet en ONU Mujeres antes de que regresara a Chile para su nueva campaña presidencial, el ex secretario de Estado dijo que “lo señalado por Martelli lo desmiento absolutamente…Lo descarto completamente. En esa época no lo sabía. Después que ellos volvieron de Nueva York me enteré de sus viajes. Recién con ocasión de esta investigación supe que estos pasajes habían sido financiados por AyN”.

Respecto a la declaración de Alberto Arenas, sobre que Peñailillo habría entregado los datos de la empresa Asesorías y Negocios (SpA) para que distintos profesionales emitieran las boletas por pegas realizadas, el exministro de Interior contestó que “no recuerdo haber sido yo quien le entregó los datos de la empresa a Arenas”.

Por su parte, descartó que haya recomendado a distintos profesionales para trabajar en AyN: “Yo no recomendé a esas personas y nadie me pidió que recomendara a estas personas. No son personas vinculadas a mí, ni he trabajado con ellas. Que la información que le haya dado a Arenas haya sido para la contratación de personas, fijación de honorarios, tareas y funciones y emisión de boletas de honorarios, lo descarto completamente. Tampoco es efectivo que hubiera gestionado el contacto de estas personas con AyN”.

¿Conocía al ex gerente general de SQM, Patricio Contesse? Peñailillo soltó que “lo ubico, puede que nos hayamos encontrado en alguna actividad. Sé quién es, sé dónde trabajaba. Pero nunca he tenido con él alguna relación de amistad ni de cercanía (…). Nunca me he reunido con él. Nunca he ido a las oficinas de SQM”.