El Ministerio Público puso la lupa sobre un correo electrónico que envió la gerente general de la Federación de Industrias Pesqueras del Sur Austral (Fipes), Valeria Carvajal, el pasado 27 de marzo de 2014.

Según consigna el diario El Mercurio, el contenido de ese e-mail apunta a una reunión entre el diputado Iván Fuentes y el senador DC, Patricio Walker. Carvajal sostuvo que “se les hizo el mismo planteamiento que a la intendenta y se les entregaron las mismas minutas. Se definieron como nuestros aliados”.

Añadió que el propio Patricio Walker “llamó al ministro de Economía para pedirle audiencia para Fipes. Le recomendó que era mejor anticiparse al problema que tener que enfrentarlo. La reunión sería la próxima semana en día a definir. Nos avisará. Dijo que ellos estaban disponibles para acompañarnos si nosotros queríamos.”

De acuerdo al matutino, el 28 de febrero de ese 2014, la empresa Friosur S.A -integrante de Fipes- registró en su contabilidad un aporte de $1.159.075 junto a la siguiente glosa: “Iván Fuentes Castillo (aportes gastos represent)”.

EL gerente general de Friosuper S.A, Eduardo Bruce Tornero, aparece copiado en el correo. Al respecto, dijo a la Fiscalía que esas lucas “se tratan de un ayuda económica efectuada directamente a Iván Fuentes e instruida por él”.

Estos datitos forman parte del recurso de queja que presentó la querellante y representante de trabajadores independientes recolectoras de Orilla, Marisa Navarrete, ante la Corte Suprema.

Esta arremetida busca también dar un vuelco en el sobreseimiento definitivo que recibió Walker.