El debate político de grueso calibre se instaló en Colo Colo a propósito de la elección del próximo presidente del llamado cuadro popular, instancia que quedó postergada hasta el lunes luego de la caliente asamblea que tuvo el lugar este jueves en Macul.

Todo partió cuando el regente que deja su cargo, el empresario puertomonttino Anibal Mosa, gritó exultante que Colo Colo es del pueblo, de la gente, que no debe caer en las garras de las derecha empresarial.

“El bloque de Vial (Leonidas) trajo de presidente a (Jaime) Pizarro y no estamos dispuestos a darle el voto a la derecha económica chilena”, ladró Mosa.

En ese mismo tono, afirmó que “existe un quiebre total con el otro bloque. El señor Vial quiere tener de empleado a todo el mundo y no estoy dispuesto. Hoy mismo mando a sacar todas mis acciones de LarraínVial”.

“Colo Colo es de izquierda, yo también y el club es del pueblo. Le digo al colocolino que este club seguirá administrado por el pueblo albo y no por la derecha económica”, subrayó.

Más allá de lo que resultó en la interna de Blanco y Negro, uno que salió al paso de las declaraciones de Mosa fue el periodista Felipe Bianchi, quien ocupó su espacio en radio Sonar para fustigar en cierta medidas las afirmaciones políticas del actual timonel de la concesionarias.

“Esa misma corporación (Club Social y Deportivo Colo Colo) tuvo por años de presidentes a Dragicevic, Menichetti y Vergara, que no son la representación de la derecha en este país, sino que la representación del pinochetismo en este país”.

No contento con exponer esos hechos, Bianchi recordó que “Colo Colo estuvo bajo cargo de la dictadura” y que “Colo Colo le prestó su nombre y su historia a Augusto Pinochet. Más que ayudarle Pinochet a Colo Colo, fue al revés durante esa época. Por eso que Mosa despotrique contra la idea de entregarle la corporación a la derecha es un poco insólito. Colo Colo no siempre ha sido el equipo de la izquierda y el pueblo”.