Un particular caso de supuesto “copy-paste” trasciende desde los rincones del Parlamento chileno. Resulta que, según informa radio Bío-Bío, todo acontece en medio de la votación de la comisión investigadora del caso Exalmar, situación que finalmente no se produjo.

En el relato de los hechos, la emisora radial cuenta que durante la mañana el presidente de la Corporación, Fidel Espinoza, informó que no podía hacer público el motivo por el cual se postergaba, para octubre, la deliberación.

Entonces es que se le piden explicaciones por lo resuelto. Como respuesta, Espinoza justifica razones de fondo.

La razón, informa Bío-Bío, es que al revisar el informe se habrían encontrado pasajes copiados textualmente, sin que se citara la fuente de origen.

“No queremos pasar ninguna situación que ponga en entredicho los resultados de ese informe, porque no se tomaron ciertas prolijidades”, explicaría más tarde Espinoza.

“Si hay alguien entre todas las personas que trabajaron en la elaboración de este informe, hay alguna parte que esté sin la cita correspondiente, tendrá que asumir la responsabilidad, porque eso no puede ocurrir”, diría el diputado Fuad Chaín (DC), presidente de la Comisión Investigadora de Exalmar.

Desde la derecha, el  UDI Juan Antonio Coloma, dice que “Chile Vamos señaló en el momento de la votación que aquí había un pegoteo importante de normas. Y la Nueva Mayoría, sin importar esto, prefirió votarla en forma apurada para intentar sacar una ventaja política y golpear a Sebastián Piñera”.