Alguien dice por ahí que todo, siempre, puede ser peor. Y resulta que es así. Porque la FIFA acaba de sancionar a Chile por un episodio homofóbico que tuvo lugar en el partido que la Roja pierde con Brasil en Sao Paulo por 3-0, resultado que implicó la eliminación de la Roja de Rusia 2018.

El informe del órgano rector del fútbol mundial refiere “conducta inapropiada entre su grupo de espectadores”.

El hecho implica que la ANFP deberá pagar por lo acontecido con los cantos de los hinchas en el Allianz Parque de Sao Paulo del pasado 10 de octubre 20.000 francos suizos (12 millones de pesos). Como si fuera poco, también se recibió una advertencia de parte de la FIFA.

Con la sanción, fueron 14 los castigos a Chile en el último proceso clasificatorio. Sólo México igualó las 14 sanciones rumbo a Rusia 2018. En Sudamérica, tras Chule se ubicó Argentina con 11 multas, Perú con 10, Brasil con 8 y Ecuador y Paraguay con 7.