París, la capital de Francia, ha sido destacada en distintas partes del mundo por su innovación en materia de restaurantes, todo esto gracias a “O’Naturel’, un sitio ubicado en el distrito 12 que ofrece la libertad y comodidad al cliente de poder disfrutar de una rica comida nada más ni nada menos que sin ropa.

Según consigna Clarín, al momento de ingresar, los comensales deben ir a la zona de guardarropas para sacarse toda su vestimenta. Tras este simple paso, los clientes ya pueden escoger una mesa para gozar de una agradable velada.

Hay que aclarar que todo en este restaurante está fríamente calculado: Las sillas están cubiertas con forro descartable que se va cambiando a medida que la va utilizando cada cliente, todo esto para mantener y garantizar la higiene.

En entrevista con Le Parisien, el emprendedor Mike Saada dijo que “los clientes están invitados a pasar al vestuario, donde encuentran a disposición casilleros con cierres de seguridad y allí pueden dejar su ropa y todo lo que usan. Desde los camarines se dirigen a la mesa completamente desnudos, en pantuflas”.

Por su parte, el personal completo del local está vestido tanto para cocinar como para servir la comida en cada mesa, las que están resguardadas por cortinas para asegurar la privacidad.

Los interesados en disfrutar de una velada en este local pueden ir entre los días martes y sábado desde las 19:30 hasta las 23:00 horas.

Un menú que contiene entrada, plato principal y postre cuesta 49 euros.