En pleno hemiciclo, el diputado radical, Fernando Meza, tuvo algo así como su minuto, o casi dos, de furia. El congresista apuntó contra la prensa luego de la polémica por el horario en que comenzará a funcionar la Cámara el 2 de enero. Resolvieron que parta a las 17 horas. Acá su intervención:

“Ha sido afectado directamente el nombre de cada uno de los parlamentarios de este hemiciclo. De todas maneras no sé si estoy en condiciones de protestar o reclamar por la ignorancia supina en la que caen algunos comentaristas, pseudo periodistas o pseudo opinólogos en distintos medios de comunicación, particularmente en TVN, Televisión Nacional de Chile. Hablando con un ignorancia tremenda sobre la labor parlamentaria y desprestigiando las instituciones a diesta y siniestra. Esta mañana hemos sido objeto de un escarnio tremendo, abusando de las cámaras y los micrófonos, señalando que nosotros nos fijamos el sueldo, que nosotros no ponemos ciertas prebendas de garantía, diciendo que ganamos más de 10 millones de pesos cada uno, mintiendo descaradamente. Yo no sé si podemos pedir que TVN nos envíe la nómina de esas personas, el horario que trabajan, el sueldo que perciben, porque nosotros tenemos todo absolutamente claro, señor presidente. Y por último, señalar que nosotros, la labor parlamentaria, no se reduce a las dos horas de sesiones, ellos no lo saben o no lo quieren saber. No saben que entramos a las diez de la mañana y que nos vamos a las 10, 11 de la noche. Estamos permanentemente trabajando en comisiones. No saben que en el distrito tenemos actividades sábados y domingos, hasta altas horas también, representando y ayudando a solucionar problemas de la gente. De tal manera que yo creo es que se hace necesario que la Corporación haga una protesta o por lo menos aclare a estos señores, que viven a costa también de todos los chilenos, y mintiendo de una forma descarada como lo han hecho en el día de hoy”.