Durante el mediodía de este viernes el Ministerio de Educación confirmó el cierre de la Universidad Iberoamericana, debido a la fuerte crisis económica que sufre hace bastante tiempo y que la llevaría a mantener una deuda de cinco veces su patrimonio.

La información ya entregada a su rector, Héctor Jara, se da luego de que en abril de este 2017 se abriera una indagatoria respecto al retraso de los pagos a docentes.

En conferencia de prensa la jefa de Divesup del Mineduc, Alejandra Contreras, señaló que “la situación financiera es deficitaria. (La Iberoamericana) no cuenta con la viabilidad financiera necesaria para cumplir con sus compromisos”.

Agregó que “este déficit ha impactado en la actividad académica, ha tenido un impacto en una universidad que requiere de docentes muy especializados, equipamientos y en todas esas materias la universidad ha tenido dificultades”.

En este punto, Contreras detalló que había muy pocos docentes y, además, los alumnos no estaban desarrollando todos sus ramos por falta de implementación y equipamientos.

“Eso el Mineduc debe resguardar”, dijo Contreras, al mismo tiempo que detalló que el cierre de la U. Iberoamericana está programado en un plazo de 3 años.

A renglón seguido, adelantó que se están viendo las distintas opciones para los alumnos afectados, tales como reubicación en otros establecimientos, con derecho a ser beneficiarios de becas.