Hay quienes piensan que el día de los enamorados es de frentón exageradamente cursi y patético. Pero otros, que perfectamente pudiera ser el momento idóneo para encontrar el amor verdadero o al menos alguien que brinde compañía. Aunque sea sólo por ese rato. Para no verse patético. Si es el caso. Con ese fin, un grupo de amigos creó el año pasado el Club de Solos. “Prometemos hacer un par de citas rotativas, donde no necesariamente encontrarás la especie de tu gusto, pero si personas con ganas de conocer a más personas. La actividad es para mujeres, hombres, trans, bisexuales gays, lesbianas, y los que quieran ir”, explican sus creadores desde la página en Facebook.

La citas se llevan a cabo en la casa Echaurren, con música romanticona de fondo, decoración de corazoncitos y cosas de ese tipo. “Pero también queremos lograr un ambiente relajado, así que venderemos cerveza, para que fluya la cosa”, cuenta Nelson Valenzuela, uno de sus organizadores.

“El año pasado hicimos nuestra primera versión. Fue un poco loser, pero al menos una pareja está junta hasta el día de hoy y otras se fueron juntas a tomar locomoción para sus casas en la periferia. Tal vez tienes con quien ir a tomar la 210, o correr tras el último vagón o compartir un Uber a tu departamento en algún guetto vertical”, aseguran.

Nelson nos explica cómo partió esta idea: “El año pasado hicimos un piloto de esto, nos juntamos con unos amigos, todos sin trabajo y queríamos hacer algo, originalmente con fines de lucro, pero al final decidimos hacerlo con entrada liberada. Asistieron unas 20 personas y la Simone con el Camilo se metieron a jugar y son pololos hasta hoy”.

Simone Muñoz cuenta a The Clinic cómo es que fue aquella velada. “Esa noche hicimos dinámicas, conversamos y cuando pasamos la rotación, podíamos bailar, como un carrete más normal y ahí pegamos onda y nos fuimos, fue una experiencia muy linda”,

Itinerario

La hora de llegada es a las 19:45. A cada participante se le entregará un distintivo con su nombre, esto es importante, porque cada persona tendrá una casilla donde podrá recibir mensajes, números tefefónicos o nudes. A eso de las 20:15 comenzarán las citas rotativas. Aquí las parejas armadas por sorteo tendrán entre 5 y 10 minutos para un primer encuentro. Y para los que tengas pánico escénico, habrá un torpedo con temáticos.

Desde las 21:45 comienza el ocaso, momento en el que se podrá interactuar libremente con aquellos que hubo química. Además se venderán las últimas cervezas. Aquí es cuando hay que avivarse e intercambiar celulares y redes sociales.

La hora del adiós llega a las 23:00, cuando comienza a sonar Playground Love Air. Ahí algunos quizá se vayan tomaditos de la mano y otros volverán solos a casa. Como cuando llegaron-