El Gobierno de la mandataria chilena, Michelle Bachelet, finaliza este domingo dejando a Latinoamérica “huérfana” de mujeres presidentas y sin una figura que pueda mantener ese liderazgo político femenino, del que también formaron parte Cristina Fernández en Argentina y Dilma Rousseff en Brasil.

Aunque Latinoamérica fue la primera región en el mundo donde se eligió a una mujer para la jefatura de Estado, este año en medio del amplio calendario electoral no se vislumbra a una aspirante con firmes opciones de llegar a la Presidencia y continuar así con un movimiento pionero que inició hace casi 30 años.

En 1990 Violeta Chamorro llegó a la Presidencia de Nicaragua y se convirtió en la primera mujer que fue elegida mandataria por voto popular, le siguió los pasos 9 años después Mireya Moscoso en Panamá y en 2006 fue el turno de Bachelet.

Bachelet ha sido la primera y única mujer que ha llegado a la Presidencia de Chile. Su primer periodo de Gobierno fue de 2010 a 2014 y este 11 de marzo cede el poder al derechista Sebastián Piñera, también por segunda ocasión.

Cristina Fernández estuvo al frente de Argentina de 2007 a 2015, siendo el único mandatario en ese país que completó ocho años consecutivos, tras ser reelegida, y el año pasado fue elegida senadora, cargo que ejerce actualmente.

Dilma Rousseff ocupó la Presidencia de Brasil de 2011 hasta el 31 de agosto de 2016, año en que fue destituida tras un juicio parlamentario. Ha sido la única jefa de Estado del gigante latinoamericano.

Laura Chinchilla dirigió Costa Rica de 2010 a 2014, siendo también hasta el momento la primera y única mujer en ocupar la Presidencia del país centroamericano.

Ante este panorama, ONU Mujeres lamentó que Latinoamérica se quede ahora sin mujeres en la Presidencia.

“Tuvimos un momento en la región con cuatro mujeres presidentas y esta semana vamos a perder a la última de ellas”, dijo a Efe Lara Blanco, directora regional adjunta de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe.

El fin del Gobierno de Bachelet coincide con las actividades por el Día Internacional de la Mujer, que este jueves registró una movilización mundial sin precedentes.

En ese sentido, Blanco recordó que “es importante señalar cuánta violencia política se ha ejercido sobre estas mujeres que ejercieron cargos públicos y lideraron países. El escrutinio hacia las mujeres es mayor y nos toca usualmente pagar precios más altos”.

Nicaragua, Panamá, Chile, Argentina, Costa Rica y Brasil son los únicos países en la región que han tenido presidentas elegidas democráticamente, sin embargo, otras mujeres han ocupado ese cargo por sucesión constitucional, por designación del Parlamento o regímenes de facto en transición.

María Estela Martínez de Perón, conocida como Isabelita, asumió la Presidencia en 1974, tras la muerte de su esposo Juan Domingo Perón, cuando ella ejercía el cargo de vicepresidenta.

La jueza de la Corte Suprema de Haití Ertha Pascal-Trouillot gobernó al país más pobre de América de 1990 a 1991, para el período de transición tras el golpe de Estado.

Lidia Gueiler Tejada fue designada por el Congreso como presidenta de Bolivia de 1979 a 1980, tras el golpe de Estado de Alberto Natusch Busch.

Rosalía Arteaga gobernó Ecuador por 48 horas en febrero de 1997, tras el derrocamiento de Abdalá Bucaram.

La ex primera dama y ex primera ministra de Guyana Janet Jagan gobernó de 1997 a 1999, tras la muerte de su esposo.

En el Caribe también es común que las mujeres ocupen el puesto de primer ministro. Dame Eugenia Charles en Dominica en 1980, Portia Simpson Miller en Jamaica (2006-2007 y 2012-2016) y Kamla Persad-Bissessar en Trinidad y Tobago (2010 y 2015).

Otras mujeres han tratado de llegar a la Presidencia de sus países como la ex primera dama de Honduras Xiomara Castro en 2013, le siguió en 2015 la ex primera dama guatemalteca Sandra Torres y en ese mismo año la haitiana Maryse Narcisse.

En 2013 la chilena Evelyn Matthei se enfrentó en segunda vuelta a Bachelet, siendo el primer duelo entre dos mujeres por la Presidencia de un país en Latinoamérica.

En el actual mapa electoral aspiran a la Presidencia, sin muchas opciones de ganar, las colombianas Marta Lucía Ramírez y Piedad Córdoba para las elecciones de mayo de este año y la ex primera dama mexicana Margarita Zavala para los comicios de julio.