El Jumbo del Portal Ñuñoa fue blanco de una serie de cuestionamientos luego de que diversos consumidores comenzaran a reportar que el recinto siguió funcionando con total normalidad, pese a que un hombre de 65 había fallecido al interior del supermercado y estuvo cubierto por una carpa durante una hora y media.

Según consigna Radio Bíobío, la persona fallecida habría caído de manera repentina en el sector de las verduras y las frutas tras sufrir un infarto.

En medio de este caso, se instaló una carpa para cubrirlo, mientras el supermercado siguió operando .

El hecho se originó pasadas las 6 de la tarde y Jumbo informó que cerró sus operaciones a las 20:10 horas.

De acuerdo al medio antes citado, Jumbo dijo por medio de Azerta que aplicaron todos los protocolos y resguardos correspondientes.

Agregaron que la firma se comunicó con los familiares del fallecido, al mismo tiempo que decidieron cerrar sus operaciones una hora antes de lo habitual.