Luego de que el INDH se sumara al recurso de amparo en contra de Carabineros en la Corte de Apelaciones de Temuco, tras una supuesta vulneración sufrida por niños mapuche que fueron obligados a desvestirse en un control policial, ahora salió a la luz el relato de los menores de edad que vivieron el episodio.

“Primero me hicieron sacar la mochila, después sacarme las zapatillas, los calcetines y el pantalón, y me querían hacer sacar la ropa interior pero yo me negué porque no era el derecho de ser control a un menor de edad”, dice uno de los fragmentos que recoge la acción judicial presentada por la abogada Pamela Nahuelcheo, del Centro de Investigación y Defensa Sur (Cidsur).

De acuerdo a lo informado por el documento publicado en detalle por El Desconcierto, los menores, tres niños y una niña, de entre 12 y 14 años, se dirigían a su casa cuando un grupo de Carabineros los habría interceptado a medio camino y realizó un control de identidad.

Allí, tres de los escolares habrían sido obligados a caminar “hasta un sitio eriazo cercano al lugar, el cual se encontraba provisto de largos pastizales que impedían la visibilidad hacia él desde las calles aledañas“, dice el texto. La chica, en tanto, logró capturar algunas fotos con su celular.

Según denuncia Nahuelcheo a través del medio, los agentes habrían “registrado sus ropas (de los muchachos) mediante palpaciones” y “obligado a sacarse los zapatos y a bajarse los pantalones”. Además, “les piden que se saquen la ropa interior, sin embargo, los menores se niegan en reiteradas ocasiones, a pesar de las amenazas de los funcionarios policiales”.

La denuncia también acusa que la institución policial consultó a los menores por Matías Huentecol Huentecol.

“Carabineros dijo que nos sacáramos las mochilas, a todos les hicieron sacar la ropa, nosotros les hicimos caso, nos sacamos la mochila y nos revisaron por completo, nos hicieron sacar las zapatillas a mí, a mi primo y a mi hermano, después obligatoriamente nos hicieron bajar los pantalones, yo me negué a eso, y el carabinero me dijo que si no lo hacía me iba a llevar a la comisaría a alojar y yo obligatoriamente me bajé el pantalón y carabineros me trajinó”, dice el informe pericial sicológico que acompaña el recurso de amparo.

También añade: “El registro fue con tocaciones en las piernas, nos revisaron entremedio de los pantalones (…) Las partes (que carabineros tocó) son debajo de las piernas, las piernas, los pies y el cuerpo, entremedio de la casaca nomás”.

Otro de los menores, protagonista del episodio cuenta que “uno (de los carabineros) era choro y me dijo ‘tírate al suelo’. Me apuntó con un arma… ‘si no te tirai al suelo te mato’, y yo me tiré al suelo y ahí me sacaron los pantalones, las zapatillas todo eso, menos la polera y el polerón que andaba trayendo”.

También relataron que uniformados los habrían amenazado con cargarles droga para que los enviaran a los centros del Sename. “Cuando nos estaban trajinando, me mostró un puñado de marihuana, me mostró la pipa, encendedores, papelillo, y todo lo que se hace con la droga, y Carabineros dijo ‘yo con esta marihuana, a ustedes, los puedo echar presos’”, narra uno de los niños.

“Me dijeron que con todas esas cosas podemos echar al Sename a ti, a tu primo y a tu hermano: ‘con esto les puedo cagar la vida dentro del Sename y después cuando cumplan 18 años los voy a seguir cagando con más droga‘”, agregó a su declaración.

Lo más crudo, lo relató otro de los niños: “Cuando Carabineros me mostró la droga pensé que andaban drogados ellos y que en cualquier momento nos podían violar”.

Según explica Nahuelcheo, esta no es la primera vez que estos niños enfrentaron un control policial: ya habían sido registrados en al menos otros 2 oportunidades distintas, siendo acusados de haber robado libros y una motocicleta.