Julio Ponce no sólo se preocupó de su nueva y gran empresa. También incursionó en lo que hoy conocemos como lobby. En septiembre de 1987, manos anónimas hicieron llegar a la revista Cauce una copia de una decidora carta que el gerente general de la Compañía de Teléfonos de Chile, CTC, coronel Gerson Echavarría Mendoza, le había enviado el 16 de julio a Ponce Lerou. En ella, el coronel Echavarría informaba a “su amigo” que le adjuntaba “la información solicitada”, referida a los estados económicos y financieros y acerca de los planes de desarrollo de la CTC. La mencionada carta expresaba:

Señor Julio Ponce Lerou
Presente

Estimado Julio:
Adjunto te envío la información solicitada, que espero te sea de utilidad.
Cualquier antecedente adicional, estoy a tus órdenes para proporcionártelo. Incluso, si tú lo estimas pertinente, te puedo hacer aquí mismo –en las dependencias de la Compañía- una presentación más ilustrativa sobre los Planes de Desarrollo, con un esquema de transparencias que ya tengo preparado.
Espero tus noticias al respecto, y te saludo muy atentamente.

Gerson Echavaría Mendoza
Coronel
Gerente General

Al promediar ese año de 1987, Julio Ponce acudió al aeropuerto Arturo Merino Benítez, en Pudahuel, a esperar a un alto ejecutivo de la empresa estadounidense General Telephone and Electronics (GTE), la segunda en importancia en su país después de la controvertida ITT, que venía a Chile a explorar las posibilidades de adquirir la CTC, considera por algunos oficiales de las Fuerzas Armadas como vital y estratégica para la seguridad del Estado.
El ejecutivo norteamericano fue acompañado por Julio Ponce en los más insólitos paseos. Se reunió en un almuerzo con el mismo Ponce Lerou y con el vicepresidente de la Corfo, el general Fernando Hormazábal, visitó las dependencias de la CTC donde cinco años antes Julio Ponce había presidido el directorio y –entre otras iniciativas- decidido rebajar en un 5 % los sueldos de sus trabajadores. El recorrido del alto ejecutivo norteamericano se dio por finalizado después de visitar con el propio Ponce Lerou al general Augusto Pinochet en La Moneda. (28)
Las bases y antecedentes para la licitación de acciones de la CTC habían sido publicadas el 30 de noviembre de 1982. Al iniciarse el mes de septiembre de 1987, el diario El Mercurio publicó en su sección Economía Y Negocios que “entre los conglomerados internacionales que postulan a la operación (licitación del 30% de las acciones que controla Corfo) están la GTE, el grupo Bond y Bell South…”.

*Extracto del “Todo sobre Julio Ponce”, del periodista Manuel Salazar Salvo

Así se apoderó Julio Ponce de SQM durante la Dictadura – The Clinic Online

El movimiento accionario fue rápido e irregular, las acciones de la empresa estaban cada vez más concentradas en el mayor comprador, que no era otro que Julio Ponce Lerou, quien ya había amasado una buena fortuna pero, que además había nuevamente recurrido a los créditos bancarios solicitándolos esta vez en dos instituciones: Banco del Estado de Chile y Banco Edwards, donde el 10 de agosto de 1987 se había integrado el ex ministro de Hacienda, Sergio De Castro Spikula.

Manuel Salazar: “El poder que mantiene Julio Ponce es enorme todavía” – The Clinic Online

El periodista y autor del libro “Todo sobre Julio Ponce” conversa con The Clinic sobre el exyerno de Pinochet. Quien se apoderó de la minera no metálica en dictadura. Son muy pocas las personas en Chile que han logrado construir este patrimonio. Solo además, no es grupo.