En un hecho considerado como “histórico” por todo el mundo, finalmente se produjo el esperado encuentro entre el líder norcoreano, Kim Jong-un, y el presidente gringo, Donald Trump.

Pese a que aún no se tiene total certeza sobre los acuerdos alcanzados en este cumbre, sí quedó como una verdadera postal para la historia el momento exacto en que ambos líderes -que en algún minuto se lanzaron amenazas entre sí- estrecharon sus manos, dando una señal que viene a poner paños fríos a la tensión existente por los ataques vía misiles o pruebas nucleares.

A continuación la imagen del día, créditos EFE:

Más fotografías: