En la víspera, los fundadores del holding Penta, Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín, fueron condenados por delitos tributarios a una pena remitida y a una multa fiscal. Esto en medio del caso de financiamiento irregular de la política vinculado con la firma.

La resolución del Octavo Juzgado de Garantía ratificó un acuerdo previo al que había llegado la Fiscalía con la defensa, modificando así el delito de soborno por los pagos al exsubsecretario de Minería, Pablo Wagner.

Más allá de que si el acuerdo lo encabezó uno u otro fiscal, la cosa generó airadas reacciones en el ámbito nacional.

Uno de éstos fue el periodista Rafael Cavada, quien se expresó así a través de Twitter:

“La justicia excluyó a los querellantes del caso Penta. La fiscalía llegó a acuerdo con la defensa. Se abandona la tesis del cohecho. Hoy nos graduamos con honores de país corrupto, bananero y descarado. ¡Que vergüenza!”