Ya es oficial. Después de nueve años con la camiseta del Real Madrid, donde mandó la pelota al fondo del arco en 451 oportunidades y levantó 16 títulos, entre éstos cuatro UEFA Champions League, el portugués Cristiano Ronaldo deja la capital española para enrolarse en la Juventus de Turín, acaso su última estación en la alta competencia.

El negocio entre ambos colosos es el mayor en la historia del madridismo: 105 millones de euros.

Ronaldo, para muchos el mejor del mundo, se marcha entonces de Chamartín con la marca de ser el máximo anotador en la historia de la Casa Blanca, superando los 323 goles que había ostentado Rául González Blanco, el “ángel de Madrid”.

“El Real Madrid C. F. comunica que, atendiendo a la voluntad y petición expresadas por el jugador Cristiano Ronaldo, ha acordado su traspaso a la Juventus F. C. Hoy el Real Madrid quiere expresar su agradecimiento a un jugador que ha demostrado ser el mejor del mundo y que ha marcado una de las épocas más brillantes de la historia de nuestro club y del fútbol mundial”, dijo el club a través de un comunicado.

“Para el Real Madrid Cristiano Ronaldo será siempre uno de sus grandes símbolos y una referencia única para las próximas generaciones. El Real Madrid será siempre su casa“, cierra el cuadro de la capital.