“No vamos a hacer un cambio de gabinete porque haya una palabra más o menos”.

Así fue como el Presidente Sebastián Piñera volvió a referirse a los cuestionamientos hacia los ministros de Educación, Gerardo Varela, y de Economía, José Ramón Valente, quienes la semana anterior erraron comunicacionalmente al hablar de cosas que tienen que ver con el ámbito de sus respectivas carteras. Uno habló de “bingos” para resolver problemas de colegios y el otro dijo que sí sugeriría a inversionistas sacar sus platas de Chile.

El Mandatario habló con el noticiario de la Asociación Regional de Canales de Televisión (Arcatel), instancia en la que se consultó por los impasse de ambos secretarios de Estado.

“Un Presidente siempre está evaluando a los ministros, naturalmente”, dijo.

La semana pasada, Piñera ya había respaldado públicamente a ambos ministros. Desde México, en donde se hallaba a razón del encuentro de los miembros de la Alianza del Pacífico, le había bajado el perfil a las declaraciones.

Palabras más o palabras menos, el compromiso de nuestro gobierno, la misión que asumimos, es llevar adelante la reforma educacional más urgente, mas importante y que sigue pendiente, que es mejorar el nivel de educación en todos los niveles”, había dicho respecto del titular del Mineduc.

Sobre Valente, las impresiones de Piñera eran que “a propósito de las palabras del ministro Valente, creo que hay cuatro grandes noticias que destacar: El FMI puso a Chile como el país con mayor crecimiento económico en 2018, seguido por Perú y Colombia; hace un par de días atrás la U. de Chile entregó las cifras de empleo en la Región Metropolitana que muestran que el empleo está creciendo un 3,1%; hace unos días conocimos las cifras récord de la inversión extranjera y hace algunos días conocimos que la confianza de los consumidores e inversionistas estaban creciendo”.