El pasado martes informábamos que el presidente Sebastián Piñera estuvo en los talleres del Metro para revisar los nuevos carros para las líneas 2 y 5, que se están construyendo en Chile.

Ahí se viralizó un video del mandatario, quien al meterse a una cabina asegura “El conductor hace bastante poco ah”.

Está situación causó el malestar de la Federación de Sindicatos del Metro, que manifestó “su más profunda molestia por los dichos efectuados por el Presidente de la Republica el día lunes 13 de agosto del presente en dependencias de nuestra empresa”.

A través de un comunicado, el ente sindical señala que “en el desarrollo de una actividad tan importante y señera para Metro, denominada ‘Encontrémonos con lo Nuevo’ en alusión a los trenes armados en nuestro país, y en presencia de ejecutivos, trabajadores, autoridades y medios de comunicación, quien ostenta el máximo cargo de la república opina que ‘los conductores trabajan poco’, agravando la situación al festinar la réplica de un trabajador que intentó ilustrarlo sobre el rol de este cargo”.

La Federación de Sindicatos señaló que “estas expresiones evidencian no sólo un total desconocimiento de la función, sino que constituye un agravio al compromiso y profesionalismo de nuestros conductores demostrado por más de 40 años de existencia del Metro de Santiago”.

Mostrando su total indignación, los trabajadores del Metro señalan que “lo dicho es sencillamente lesivo para nuestros trabajadores y sus familias que sin duda se enorgullecen del esforzado trabajo de su familiar como conductor(a) de Metro”.

Tirando un palo para la parte alta de la empresa, además señalan que “encontramos lamentable que nadie del Directorio o ejecutivos de la empresa, tuviera la voluntad de precisarle o explicarle el real funcionamiento operativo y el rol del conductor. Por el contrario, de manera que resulta difícil de calificar se sumaron al festín de los desafortunados dichos”.

Finalmente, señalan que como “organización sindical solicitamos disculpas públicas y/o aclaración por estas declaraciones totalmente impropias, en especial, de quien debe representar a todos los chilenos”.