A la Undécima Sala de la Corte de Apelaciones llegaron las partes involucradas en la querella criminal por injurias del teniente coronel del Ejército, Raúl Quintana Salazar y su hija, Carolina Quintana, contra el periodista Javier Rebolledo. Esto luego de que la parte que representa al ex uniformado procesado por delitos de lesa humanidad, olvidara señalar cuáles serían las pruebas correspondientes al momento de presentar la querella. Esto es un requisito que en causas de “delito de acción privada”, sólo es posible al momento de presentar el libelo.

Por lo mismo el 16 de agosto pasado, en medio de la audiencia de preparación y conciliación, la abogada que representa a Raúl Quintana Salazar, intentó resolver este error persuadiendo al juez del Octavo Juzgado de Garantía, Juan Manuel Escobar, de permitirle subsanar el error y presentar sus pruebas. Pero el magistrado resolvió en su contra. De esta forma, en la ocasión concluyó que el juicio definitivo se llevaría a cabo el 9 de octubre próximo y que en él solo Rebolledo, representado por sus abogados Alejandra Arriaza y Paulo Olivares, tendrían la posibilidad de presentar pruebas, entre las que se encuentran material documental y testigos.

Sin embargo, el 21 de agosto pasado la parte que representa al ex teniente coronel del Ejército y su hija, interpuso un recurso de apelación para revertir la resolución. Así, la Corte de Apelaciones determinó que la contienda sería resuelta previo al juicio este miércoles 3 de octubre por la Undécima Sala de la Corte de Apelaciones, compuesta por los ministros Juan Muñoz Pardo, Jorge Zepeda y Fernando Carreño.

La resolución

Esta mañana finalmente fue declarado inadmisible el recurso de protección que había presentado la parte querellante, porque no habían cumplido con el requisito de presentar la prueba en el debido momento, que era al momento de la querella. La votación de la Undécima Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago fue unánime. Y este martes 9 de octubre se realizará el juicio, en donde la parte querellante no podrá presentar pruebas de ningún tipo, a diferencia de los querellados que sí podrán presentar las suyas.

Los antecedentes de la querella contra el Rebolledo

El periodista Javier Rebolledo se encuentra querellado por Raúl Quintana Salazar y su hija, Carolina Quintana, luego de que el 27 de mayo presentaran una acción criminal por injurias graves en contra del periodista y que solicita, entre otras penas, tres años de presidio, una multa cercana al millón de pesos y la corrección de un párrafo perteneciente a su libro “Camaleón. Doble vida de un agente comunista”.