delano-lavin

El Servicio de Impuestos Internos (SII) interpuso una querella criminal en contra de los dueños de Penta, Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín, y al exgerente del holding, Hugo Bravo, por la presentación de declaraciones maliciosamente falsas.

De acuerdo a la acción legal a la que accedió The Clinic Online, se trata de la Sociedad de Inversiones del Pacífico, compañía ligada al grupo económico. Esta empresa era usada por Délano y Lavín para comprar autos para sus esposas, como también de ejecutivos del grupo, quienes de acuerdo al organismo fiscalizador, participan en calidad de autores del ilícito.

Según el libelo, del Pacífico habría provocado anomalías tributarias por poco más de 97 millones de pesos. En tanto, Délano y Lavín habrían generado un perjuicio fiscal que entre ambos supera los $22 millones.

El entes fiscalizador asegura que en esta sociedad los Carlos aparecían vehículos de las marcas BMW, Land Rover, Volvo y Audi.

La acción legal describe además la operatoria entre la mencionada sociedad y empresas Penta con la que establecían una relación comercial irregular.

Hay que recordar que Délano y Lavín están querellados por delitos tributarios en la arista central del caso penta, a cargo del fiscal oriente Carlos Gajardo; Hugo Bravo, en tanto, lo está por sobornos, lavado de activos, e ilícitos tributarios.

Vea la querella completa a continuación: