La Presidenta Michelle Bachelet confirmó el mediodía de este jueves la salida de todo el equipo económico de su administración; a saber, el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, y el titular de Economía, Luis Felipe Céspedes.

Desde La Moneda, la Mandataria agradeció la labor de ambos y anunció que en su reemplazo asumen las respectivas carteras Nicolás Eyzaguirre y Jorge Rodríguez Rossi.

Eyzaguirre deja su cargo en la Segpres y en su reemplazo asume su segundo a bordo, Gabriel de la Fuente. Rodríguez Grossi, en tanto, quien fuera ministro de Ricardo Lagos en Minería, sale de su actual posición en BancoEstado.

Como se dijo, Eyzaguirre se convierte en el tercer ministro de Hacienda del actual gobierno, situación inédita desde la vuelta a la democracia. Ya en la administración de Lagos había ocupado el mismo cargo.

En el caso de Economía, Céspedes había sido el único en dirigir la cartera desde el inicio del gobierno el 11 de marzo de 2014.

Como se sabe, la salida de Valdés y Céspedes se produce por las visiones contrapuestas que ambos manifestaron respecto del rechazo del proyecto minero-portuario Dominga.

El primero dijo días atrás que “me gustaría decir que yo constato que algunos no tienen al crecimiento dentro de las prioridades más altas y les cuesta, a veces, tener una compatibilización de eso con otros objetivos, que son muy importantes también”, mientras que el segundo se retiró del Comité de Ministros cuando se deliberó respecto de la iniciativa.

Un poco antes de las 12 del día, Valdés ofreció un punto de prensa desde Teatinos 120 donde dijo “hay una serie de consideraciones que impiden que pueda continuar cumpliendo como rol ministro de Hacienda (…) las razones específicas quedan en el seno de la conversación que he sostenido con la Presidenta”, dijo Valdés, quien aprovechó de marcar que “creo firmemente en un proyecto progresista que busca más libertad”.

Lo de Céspedes, en tanto, sólo se oficializo tras el anuncio de Bachelet pese a que ya había trascendido que salía del gabinete.