El exministro Francisco Vidal comentó en una entrevista a propósito del próximo estreno del film Araña, sobre los detalles del cómo surgió el movimiento Patria y Libertad, grupo que protagoniza la temática de la película de Andrés Wood.

Sobre esto el profesor de historia relata que “la noche de la derrota de Alessandri, 4 de septiembre de 1970, y del triunfo del Presidente Allende, Televisión Nacional hizo un foro, con representantes de las tres candidaturas del día. Y cuando llamaron al comando alessandrista estaban en tal depresión que nadie fue. Hasta que ubicaron a un abogado joven de la época que fue al foro, y ese abogado se llamaba Pablo Rodríguez Grez. Esa noche se dio a conocer en Chile ese abogado, que puso el pecho a las balas. Y ahí nace a lo menos el liderazgo de Patria y Libertad”.

Más adelante comenta que como había fracasado la iniciativa del “movimiento cívico” Patria y Libertad, “pasaron meses y Pablo Rodríguez en abril de 1971, en un acto en el estadio Nataniel, nace, ojo, el Frente Nacionalista Patria y Libertad. Ese es el momento de la fundación de lo que en general en Chile la gente conoce como Patria y Libertad”.

En este sentido Vidal explica que “es un movimiento que reivindica el corporativismo como sistema político. Hacen el ejemplo de la consigna franquista, España una, grande, libre, y su consigna en la calle es Chile, uno, grande, libre. Es profundamente anti comunista, son profundamente anti liberales, anti democracia liberal, anti parlamento, esa es la versión ideológica de Patria y Libertad. Pero en paralelo tiene un objetivo claro, y ese es generar las condiciones para un golpe de Estado. Y su pega, el sabotaje, el terrorismo de Patria y Libertad, es esa, generar las condiciones para un golpe de estado”.

Sobre la posibilidad de resurgimiento de movimientos nacionalistas, el exsecretario de Estado señla que “de repente han aparecido las arañas varias veces, pero es una cosa aislada. Hay otros movimientos social patriotas y que son xenófobos”.

Para trasladarlo al tiempo de hoy, el académico sostiene que “Yo creo que la gente que alguna vez, que todavía viva, que fue de Patria y Libertad, su espacio natural hoy día políticamente, puede estar en la UDI y sobre todo en el partido que está naciendo de José Antonio Kast, el partido Republicano. Osea si yo me encuentro con alguien de mi edad, 65 años, que fue él de Patria y Libertad, no tengo la menor duda que si sigue coherente con lo que fue esa historia, sería partidario de José Antonio Kast”.

Vidal recuerda. al ser consultado por qué es lo que pasó con los integrantes de este grupo, que “Roberto Thieme, que era el jefe militar de Patria y Libertad, pero que se desligó completamente, hasta de la dictadura de Pinochet. Votó por el NO Roberto Thieme. El que queda obviamente, que no sé si seguirá pensando lo mismo, es el líder, Pablo Rodríguez”.

TRES MOMENTOS ICÓNICOS

En la historia de Patria y Libertad hay tres momentos icónicos. Vidal los resume señalando que el primero es “la sublevación del Regimiento Blindado Número 2, que la historia de Chile lo conoce como “El Tanquetazo“, que ocurrió el 29 de junio de 1973, porque Patria y Libertad logró infiltrar ese regimiento, con los tenientes y capitanes, y ese regimiento es el que se alza solo y va rodeado a La Moneda, a tomarse La Moneda. Pero el Presidente Allende reacciona, y tenía la lealtad del comandante en jefe del ejército, general Carlos Prats, y apagan esa rebelión. Tanto es así que la noche de ese día, la directiva de Patria y Libertad se asila en la embajada de Ecuador en Santiago, que quedaba en Vitacura al llegar a Vespucio”.

La muerte simulada de Roberto Thieme

El relato de Vidal continúa con el segundo hito “que se sabe hoy día, que se sabe todo. Eso es que los explosivos que usaba Patria y Libertad para botar torres, volar oleoductos, se los pasaban oficiales de la Armada en servicio activo. Ese era el vínculo. Y el tercero es para una película, a propósito de esta, es que yo no conozco otro caso en Chile de un jefe militar de un grupo, en este caso Patria y Libertad, Roberto Thieme, que fingió su muerte para entrar a la clandestinidad plena´”.

Sobre este hecho, el también militante del PPD asegura que “Roberto Thieme, el jefe militar de Patria y Libertad, tomó un avión, una avioneta, creo que se fue a Chillán. Despegó de Chillán, sobrevoló Concepción y por radio dijo SOS, SOS, SOS, y cortó la radio. Y en su avión iba un galón de combustible que lo lanzó a la bahía de Concepción. El Servicio de Aerorescate no encontró el avión, pero encontró la mancha y en consecuencia se dio por muerto a Roberto Thieme”.

Destacando el hecho, el exministro sostiene que “Hubo un funeral en Santiago. Está en los noticieros de la época, un funeral con un ataúd vacío. Las tropas de Patria y Libertad marcharon por el centro de Santiago con antorcha, reminiscencia hitleriana. Hubo un acto en el monumento guerrillero en Plaza Italia a Manuel Rodríguez, y fíjate que Thieme lo hizo para estar en la más absoluta clandestinidad. Y la gran sorpresa la dio Thieme a fines de agosto del 73, sabiendo que venía el golpe, y dio una conferencia de prensa, el muerto, resucitado, en el Café Innsbruck, lo que hoy día está la casona de la Universidad Andrés Bello, y ahí fue detenido por las investigaciones. Esos son los tres hitos que te hablan de un grupo de choque paramilitar, que todo el sabotaje contra el gobierno de la Unidad Popular la hizo ese grupo”.

Consultado por si es que es posible una resurrección de grupos como Patria y Libertad en la actualidad, Vidal responed que “La sociedad aprendió mucho. Además acuérdate que los grupos políticos militares, así como Patria y Libertad, le hizo la guerra de esa manera al Presidente Allende, el Frente Patriótico Manuel Rodríguez le hizo la guerra de esa manera, mucho más potente, a Pinochet. Hoy día no hay condiciones en Chile para que alguien se presentara como ‘mire nuestro objetivo es el derrocamiento por la fuerza’, a través de un golpe de Estado del gobierno legítimamente constituido”.

Sobre la participación de Jaime Guzmán en este movimiento, el exministro de Defensa sostiene que el asesinado senador era “aparte de fundador del movimiento gremial en la católica, fue también militante de Fiducia, y también fue cercano, yo no sé si fue militante de Patria y Libertad, pero hay una foto, en algún diario de la época, que le tomaron a Jaime Guzmán entrando a la sede central de Patria y Libertad, que es una callecita chica cerca de la Plaza Italia, Irene Morales, donde estaba la sede de Patria y Libertad. Un edificio viejo como de tres pisos”.

“En la historia de Chile queda Patria y Libertad como el grupo más radicalmente opositor al Presidente Allende, y ahora esto se expandió. Por ejemplo Patria y Libertad era muy fuerte en la zona agrícola del sur, mucho dueño de fundo. Nunca se presentó a competencia electoral porque no era el objetivo, nunca hubo un candidato a alcalde de Patria y Libertad o a regidor en esa época o a senadores y parlamentarios en marzo del 73. Porque el objetivo de ellos no era el triunfo institucional, el objetivo se cumplió el 11 de septiembre. Tanto es así, que la noche del 9 o 10 de septiembre entró clandestinamente a Chile, por la zona de Temuco, Pablo Rodríguez. Osea si no estaban sagrados, no sé qué es” añade.

Juventud Nacional

Respecto al cambio de domicilio político que vivió Francisco Vidal en su edad más temprana, él contesta que “Yo viví siendo militante de la Juventud Nacional. Yo cambié porque me di cuenta que me había equivocado completamente, que el discurso de la derecha contra el presidente Allende fue de una hipocresía del porte de una catedral. Es una época, lo qué pasa es que para mí es muy fuerte porque cómo me convencí a través de los años, que cometí un error brutal. Yo era jefe de los estudiantes particulares de la Juventud Nacional. Era paralelo a Andrés Allamand, que era jefe de los estudiantes fiscales, entonces yo fui un militante activo de la Juventud Nacional. Han pasado 45 años, yo fíjate que me empecé a dar cuenta de mi error luego. Y lo que afortunadamente me salvó a mí fue el pedagógico de la Chile y ahí me di vuelta completamente al año. Me di cuenta de lo equivocado que había estado”.

Sobre este paso precisa que “la relación entre la Juventud Nacional y Patria y Libertad no era muy cercana, porque la Juventud Nacional criticaba a Allende reivindicando la democracia liberal. Patria y Libertad cuestionaba a Allende atacando también la democracia liberal, pero sobre todo asignándole al Presidente Allende el marxismo. Una de las cosas que más identificaba a Patria y Libertad era su anti marxismo en lo doctrinario, su anti comunismo en lo partidario y su rechazo a la izquierda en general”.

Sobre la pélícula Araña: Sinopsis

Inés (22), Justo (28) y Gerardo (23), forman parte de un violento grupo nacionalista que quiere derrocar al gobierno marxista en los ‘70. En el fragor de esta lucha se ven envueltos en un arriesgado y apasionado triángulo amoroso y cometen un crimen político que los separa para siempre.

Cuarenta años después, Gerardo reaparece. No sólo la venganza lo inspira, sino que también, su obsesión de hacer renacer la causa nacionalista. Inés, hoy influyente empresaria, hará lo que esté en sus manos para que Gerardo no
divulgue su pasado ni el de su marido, Justo.

Pero, ¿cómo se borra el pulso de una pasión política y sexual que aún sigue resonando en el presente?

 

Ver esta publicación en Instagram

 

#Araña 15 de agosto. Sólo en cines.

Una publicación compartida de Araña – Pelicula (@aranapelicula) el