“Por una casualidad”. Así explicó Ana Llao, werken mapuche (mensajera) y ex consejera nacional de la CONADI, su asistencia al Seminario Regional de Sustentabilidad previo a la COP25, realizado en la Universidad de la Frontera de Temuco. Gracias a su participación en un encuentro en Santiago acerca de los derechos de la mujer, se enteró de la instancia a la cual no habían sido invitados.

Dentro de sus motivos para hacerse parte de la reunión, Llao comenta: “Nos interesa la COP25 porque nos importan los efectos del cambio climático a nivel mundial, va a afectar a todos por igual. También hemos querido estar en discusiones de la región -Araucanía- como el Plan Impulso y el TPP11”.

Otra razón, según la werken, fue la presencia de diferentes autoridades regionales, universitarias y parlamentarias (Guido Girardi, senador del PPD, es miembro del Comité Asesor Presidencial de la COP25) que “toman las decisiones”. Además, sirve como una oportunidad de “conocer antecedentes que no manejamos. Somos afectados directos pero estamos bastante desinformados, por eso es importante participar y asistir. Siempre deberíamos estar presentes en estas discusiones”, agrega.

Respecto a los contenidos de la actividad y su vinculación con los derechos del pueblo mapuche, considera que “la única persona que mencionó algo de la participación de los pueblos indígenas fue el senador Girardi, el resto de las autoridades no se acordó de nosotros”. Para Llao no es menor, pues sostiene que “no puede ser que no estemos presentes cuando el país debate de las grandes políticas y sobre las temáticas de esta región, sabiendo que cuando el propio gobierno habla de aquí es del conflicto, de la delincuencia, del terrorismo… Precisamente los mismos que nos acusan -independiente del gobierno que sea- de terroristas, delincuentes y conflictivos, no nos invitan”.

Llao cuenta que entre las diferentes intervenciones del seminario, se entregaron cifras respecto a las problemáticas en la región, que según ella “hemos venido contando hace tiempo”. Explica: “Tenemos una contradicción terrible, es la región con mayor cantidad de camiones aljibe que no dan abasto para cubrir las necesidades de las personas y la más rica en aguas dulces. Ese es un problema fundamental: ¿Por qué nuestros lof (comunidades) están prácticamente resistiendo en el interior para que no sigan forestando con plantaciones de pinos y eucaliptos? La gran parte de las inversiones económicas e internacionales con el TPP11 van a afectar territorio mapuche”.

Sobre la inclusión de los pueblos indígenas en estas temáticas de cara a la multitudinaria reunión de diciembre, Llao sentencia: “Estamos lejos de esto, no sabemos de su planificación (gubernamental) para la COP25. Chile tiene un encuentro mundial y nosotros aún seguimos al margen”.