Desde la redacción

Desde la redacción

#Quedateencasa es un lema, un hashtag, un llamado, una súplica que se ha transformado en uno de los tantos símbolos, de una crisis sanitaria que recién comienza. Aunque apela a una acción individual, nunca el aislamiento tuvo tanto sentido colectivo. Impulsados por la solidaridad, por la convicción -y también, por qué no decirlo, por el miedo- muchos dejamos de ver a quienes queríamos, de ir a nuestros lugares favoritos, de refugiarnos en las calles de toda la vida, con la esperanza de no transformarnos en mensajeros del contagio para los nuestros, pero también para tantos desconocidos a los que la pandemia les puede costar la vida.

No ha sido fácil. Estar lejos de todos y de todo, no ha sido fácil. Muchos han querido, pero no han podido. Otros, desgraciadamente, han podido, pero no han querido. El aislamiento, no para pocos, es un privilegio. Pero aún así, carcome, inquieta, desalienta. ¿Cuándo terminará? ¿Cómo será el mundo, nuestro mundo, cuando volvamos a salir? ¿Cuánto habremos cambiado? Difícil vislumbrar respuestas, sólo esperanzas. Si tan sólo una persona logra escapar del respirador, de la UCI, de la muerte, entonces todo habrá valido la pena.

Como muchos de ustedes, quienes sacamos adelante a The Clinic, llevamos casi dos semanas en aislamiento. Todos en nuestras casas, tecleando en solitario y mirándonos a través de pantallas. Tampoco ha sido fácil para nosotros: el periodismo necesita la calle, necesita el cara a cara, necesita el pulso de la sociedad. Pero aún así, hemos seguido buscando esas voces e historias que nos ayudan a entender mejor lo que está pasando y los desafíos a los que nos enfrentamos. Y, por supuesto, nunca abandonando ese sentido del humor que hoy, se hace más necesario que nunca. Porque algo puede ser serio, pero nunca grave.

Hoy, jueves, muchos habrían corrido a buscarnos a su quiosco. Pero, no. Hoy no nos encontrarán. No queremos ser responsables de ningún quiebre de aislamiento o de ningún paseo más allá de los estrictamente necesarios. Hoy, toca cuidarse y cuidarnos. Por eso, mientras dure esta crisis, sólo podrán leernos en la web, y, cada quince días, en ediciones especiales “impresas” como la que hoy encabeza nuestro Home.

Pero no se asusten, porque volveremos. Volveremos a las calles, a los quioscos, a los cafés, a las oficinas, a las casas cuando todo esto pase. Porque pasará y volveremos a ser, no como antes, sino mejores. Cuídense y #Quedateencasa .

Macarena Lescornez

Directora The Clinic

Comentarios
Sabía ud que... LOS MÁS SUPERSTICIOSOS SON LOS CARPINTEROS PORQUE ESTÁN TODO EL DÍA TOCANDO MADERA. -------------------------------- Sabía ud que... LA CONVENCIÓN DE IMANES SE REALIZARÁ EN UN PARQUE DE ATRACCIONES. -------------------------------- Sabía ud que... ME GUSTAN LAS ESCULTURAS GRIEGAS, AUNQUE A VECES NO TENGAN NI PIES NI CABEZA. -------------------------------- Sabía ud que... NO SOY NI DEL SEXO DÉBIL NI DEL SEXO FUERTE, SOY DEL “SEXO, POR FAVORCITO”. -------------------------------- Sabía ud que... EN LOS CARRETES DE LOS ZANCUDOS SIEMPRE HAY ALGO PA PICAR. --------------------------------