Encuesta Ipsos-Espacio Público: Tres de cada cuatro chilenos considera que vivimos en una sociedad violenta

Foto: Agencia UNO

Tres de cada cuatro chilenos creen vivir en una sociedad violenta, según encuesta Espacio Público-Ipsos

La medición registró el porcentaje más alto de percepción de la violencia. Sin embargo, el dato contrasta con la caída de casi 20 puntos en la legitimidad de las acciones violentas en los últimos tres años.

El centro de estudios Espacio Público, en colaboración con la empresa de análisis de opinión pública Ipsos, presentó los resultados de la tercera versión de su encuesta que analiza qué tan violenta es percibida la sociedad por los chilenos.

Según la medición “Chilenos y chilenas hoy, desafiando los prejuicios: complejizando la discusión”, 76% de los encuestados cree vivir en una sociedad violenta. Al frente, solo 22% cree lo contrario. El 2% restante no sabe.

En el desglose, los porcentajes más altos se concentran en las mujeres (81%), en las personas mayores de 61 años (83%) y en quienes habitan comunas como Concepción (82%) y la conurbación Valparaíso-Viña del Mar (82%).

Fuente: Espacio Público – Ipsos

Mayor percepción de violencia, pero con menos legitimidad

El director de Espacio Público Patricio Domínguez asegura que se trata del porcentaje más alto de chilenos que considera que vivimos en una sociedad violenta.

Sin embargo, la violencia ha ido perdiendo sus niveles de legitimidad. Ante la pregunta de si todo proceso de cambio requiere algún grado de violencia, un 49% estuvo en descuerdo, mientras que solo un 30% se mostró a favor.

En 2019, en pleno estallido social, la violencia tenía una legitimidad del 48%. Al año siguiente, bajó al 36%. “Ese indicador se ha ido deteriorando bastante. Hoy día la mayoría de la gente tiene un rechazo a expresiones de violencia de todo tipo”, plantea el también académico de la Escuela de Ingeniería de la UC y doctor en políticas públicas de la U. de California en Berkeley.

Fuente: Espacio Público – Ipsos

“Pese a que las expresiones de violencia han disminuido en intensidad, ha aumentado la percepción de que vivimos en una sociedad violenta”, explica Domínguez.

Su hipótesis apunta a los distintos comicios de este año. A su juicio, “el ejercicio democrático es una válvula de expresión de la sociedad”. De este modo, se cimentó la idea de que “es posible generar cambios en procesos de paz” y que la violencia ya no es una “condición necesaria” para ello.

Fuente: Espacio Público – Ipsos

Jóvenes, hombres y de izquierda

Otro de los puntos que mayor llama la atención es que los segmentos que dan mayor legitimidad a la violencia se concentran en hombres (35%), jóvenes menores de 29 años (39%) y que se declaran de izquierda (45%).

Específicamente, en cuanto a las diferencias en el segmento etario, Domínguez aclara que “ese gradiente de edad se mantiene desde 2019. Es muy claro que sigue habiendo una brecha entre lo que creen los más jóvenes y las personas de mayor edad”.

Fuente: Espacio Público – Ipsos

¿Injusticia, abuso o violencia?

Las ponderaciones de los encuestados es otro de los temas llamativos. Al calificar qué tan violenta son determinadas acciones, los porcentajes más altos se los llevaron el alto precio de los medicamentos (92%), las bajas pensiones (90%) o las bajas penas para los delitos de cuello y corbata (90%).

Los resultados contrastan con los que obtuvieron otro tipo de acciones, como el uso innecesario de la fuerza por parte de Carabineros (82%), las barricadas (61%), los saqueos (78%), los cortes de tránsito (54%) y las evasiones del Metro (50%).

Fuente: Espacio Público – Ipsos

Por esta razón, los investigadores quisieron ahondar y pidieron a los encuestados distinguir estas acciones sobre tres conceptos: abuso, injusticia y hecho de violencia.

En ese sentido, se inclinaron por definir la violencia como un término que define acciones más físicas, como los saqueos (50%), las barricadas (46%) o los cortes de tránsito (43%).

Por otro lado, las injusticias se suelen vincular a hechos en que cabe una mayor responsabilidad de los autoridades, como las bajas condenas a delitos de cuello y corbata (58%), la demora en atención de salud (43%) o las bajas pensiones (41%).

Finalmente, el abuso fue asociado a hechos que competen a sectores más aventajados de la sociedad, como los empresarios. En esta categoría, entran el alto precio de los medicamentos (66%), las colusiones (63%) y los malos tratos en el trabajo (58%).

Fuente: Espacio Público – Ipsos

El sondeo de Espacio Público e Ipsos “Chilenos y chilenas hoy, desafiando los prejuicios: complejizando la discusión” se realizó sobre una muestra de 1.003 personas. Lo puedes revisar completo a continuación:


Volver al home

The Clinic Newsletter
Comentarios