Secciones

The Clinic Newsletters

Más en The Clinic

The Clinic Newsletters
cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Actualidad

20 de enero de 2022

Embajador Bielsa lanzó un misil a Hernán Errázuriz, excanciller de Pinochet: «Su problema es la compulsión a la tergiversación sistemática»

El hermano del reconocido DT respondió a las críticas del exministro de la dictadura respecto al corte del suministro de gas, los límites en la Antártica y el supuesto rol de Cristina Fernández en algunos "desencuentros" con Chile.

Por

El embajador de Argentina en Chile, Rafael Bielsa, publicó una dura réplica contra el exministro de Relaciones Exteriores de la dictadura (1988-1990), Hernán Felipe Errázuriz.

Todo partió con una columna del excanciller publicada en el diario El Mercurio el pasado sábado 15 de enero. En ella, discute si las «proximidades programáticas» de Gabriel Boric con los gobiernos de Argentina, Bolivia y Perú permitirán «avances significativos en la integración y cooperación regional».

Entre sus argumentos, Errázuriz asegura que «la gobernabilidad de los tres vecinos es compleja y sus políticas exteriores se caracterizan por la politización partidaria».

En ese contexto, acusa que Cristina Fernández de Kirchner fue una de las «causantes de graves desencuentros con Chile». Pone como ejemplo el corte de suministro de gas, donde subraya que no hubo «explicaciones ni compensaciones» por los perjuicio provocados.

Errázuriz también critica que el gobierno trasandino ha pretendido intervenir en «asuntos internos» de Chile. Finalmente, trae a colación la ley aprobada por el parlamento argentino que «desconoce derechos de Chile en el Mar Austral y la Antártica».

La dura respuesta de Bielsa a Errázuriz

El embajador de Argentina en Chile, Rafael Bielsa, respondió a estas acusaciones a través de una carta titulada «La ideología en el ojo ajeno», publicada por El Mercurio.

A su juicio, «la cuestión medular» de los postulados de Errázuriz «se halla en la tergiversación, negación o falsificación” de ciertos hechos. En esa línea, subraya que «al acusar a sus rivales políticos de ideologismo, parece caer en el mismo pecado que denuncia con hervores inquisitoriales».

El embajador plantea un punto de concordancia con el excanciller: «El peso de los lazos personales y las afinidades se exagera a la hora de analizar la política regional».

Sin embargo, recalca que en la historia han habido «etapas de coordinación eficiente. Las dictaduras militares produjeron mecanismos de integración, por ejemplo, para el terror: la Operación Cóndor«.

«Las democracias, en cambio, tienen otro tipo de éxitos para mostrar: desde el comienzo del Grupo de Apoyo a Contadora en los ‘80, a la Celac de hoy, la región latinoamericana ha recorrido un largo proceso de integración, que merece ser estudiado sin daltonismo», agrega.

Piñera, Boric y CFK

El hermano de Marcelo Bielsa también hace algunas aclaraciones. Unasur fue una política impulsada por Sebastián Piñera y Álvaro Uribe, «que ni eran ni son de izquierda». «Aceptar que, años después, uno de esos dos presidentes encabezara una expedición para disolver el organismo que había ayudado a construir, es harina de otro costal», agrega.

Asimismo, el embajador asume que forma parte de aquellos que le dieron una «entusiasta acogida» a la elección de Gabriel Boric. Incluso, argumenta que eso no tiene que ver con «afinidades programáticas», sino con cuestiones más elementales. Por ejemplo, el hecho de que el Presidente electo jamás ha negado «los Derechos Humanos o el cambio climático».

Bielsa también aprovecha de responder a las acusaciones contra la vicepresidenta del gobierno argentino, Cristina Fer´nandez. Parte recordando que el año 2009, ella y Bachelet firmaron el Tratado de Maipú, que no fue «precisamente un desencuentro».

«No conforme con negar que la Dra. Fernández ha trabajado para que la Argentina tenga una relación cada vez más vigorosa con Chile, le endilga decisiones que fueron tomadas por el Dr. Kirchner durante su presidencia. El problema no es la dificultad con la que tropieza el columnista para distinguir los períodos presidenciales de mi país; el problema es la compulsión a la tergiversación sistemática», acusa.

El gas y la Antártica

Sobre las restricciones del gas, el embajador asegura que Argentina y Chile «jamás firmaron instrumento alguno llamado ‘Tratado Gasífero’. Firmaron el Protocolo Adicional 15 al Acuerdo de Complementación Económica 16 inscripto en Aladi».

«Resulta no menor subrayar que, al restringir los envíos de gas a Chile, la Argentina nunca violó la letra de esos acuerdos ni dejó de abastecer al consumo residencial. A estos efectos, el señor Errázuriz puede consultar las memorias del expresidente Lagos, quien no tiene problemas en recordar de corrido los períodos de gobierno», afirma.

Finalmente, sobre la cuestión limítrofe en la Antártica, Bielsa asegura que Argentina modificó su legislación que delimita el borde externo de su plataforma continental siguiendo los lineamientos de órganos multilaterales desde 2009. Dichos postulados fueron ratificados por la ONU en 2016 y nunca habían sido objetados por Chile hasta 2020.

En el cierre de su carta, Bielsa asegura que más allá de las imprecisiones y falsedades, Errázuriz «debe de pensar que relaciones de rivalidad y conflicto con los vecinos son un camino para el futuro de Chile, que debiera ser una isla en Latinoamérica. Opino todo lo contrario y lo expreso sin ningún tipo de complejo. Si la política es la creación colectiva de un sentido común, las ideas deben ser expresadas con claridad y haciéndose cargo».

«El Presidente de mi país, muchos de mis compatriotas, gran parte de Chile y ojalá su Presidente electo, pensamos que una Latinoamérica unida tiene mayores posibilidades de ser más próspera y más libre. Esto sí que es materia de ideología. Tanto de la de Errázuriz como de la mía», cerró.

Notas relacionadas

Deja tu comentario