Secciones

The Clinic Newsletters

Más en The Clinic

The Clinic Newsletters
cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Política

21 de enero de 2022

De perfil técnico y buena señal para el mercado: cuatro analistas desmenuzan el nombramiento de Marcel en Hacienda y Grau en Economía

Mario Marcel, próximo ministro de Hacienda; y Nicolás Grau, futuro ministro de Economía

Mario Marcel, expresidente del Banco central, y Nicolás Grau, académico y asesor cercano de Gabriel Boric, serán los que liderarán las carteras de Hacienda y Economía, respectivamente, en el próximo gabinete. Aquí, cuatro economistas entregan su mirada sobre los perfiles de ambos, y reflexionan acerca de qué señal se entrega al mercado con estos nombramientos.

Por

La expectación era, por decir lo menos, alta. Y los focos estaban puestos, sobre todo, en cuál sería el nombre elegido para dirigir el Ministerio de Hacienda, un cargo clave del futuro gobierno, que deberá asumir en un contexto económico de alta inflación, bajo la sombra de la pandemia, y cargando en la espalda las magras proyecciones de crecimiento que el Banco Central estima para este 2022 -entre 1,5% y 2,5%- y 2023 -entre 0,0% y 1,0%-.

Finalmente, el mandatario electo Gabriel Boric despejó las dudas: el economista y expresidente del Banco Central, Mario Marcel, será el próximo titular de Hacienda. En tanto, quien tomará las riendas en la cartera de Economía será Nicolás Grau (Convergencia Social), uno de los colaboradores estrechos del magallánico en materia económica.  

“Asumimos con enorme cariño y energía el desafío de consolidar la recuperación de nuestra economía, sin reproducir las desigualdades estructurales. Estamos hablando de un crecimiento sustentable acompañado de una justa distribución de la riqueza. Que las pequeñas y medianas empresas vuelvan a crecer enfrentando la concentración económica; terminar con los abusos que tan justamente indignados tienen a nuestro pueblo; y que se vuelva a generar empleo también para las mujeres y los jóvenes, quienes han sido especialmente afectados en estos dos años de emergencia”, afirmó Boric tras el anuncio, a las afueras del Museo de Historia Natural en Santiago.

Marcel -cercano al Partido Socialista- es apreciado transversalmente como una figura de peso en el mundo económico, por su perfil técnico y su vasta experiencia en el área. El ingeniero comercial de la Universidad de Chile, que cursó un doctorado en Economía de la Universidad de Cambridge, ocupaba la presidencia del Banco Central chileno desde diciembre de 2016, cuando fue designado por el Presidente Sebastián Piñera, hasta su nombramiento como ministro. Fue desde esa posición que Marcel se mostró contrario a los proyectos de retiro del 10%, colocándose en la primera línea de un debate que crispó a toda la clase política.

Anterior a su llegada al ente rector de la política monetaria, Marcel se desempeñó en el Banco Mundial -en Washington D.C.-, en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), y en el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). También trabajó en distintos cargos durante los gobiernos de Patricio Aylwin, Eduardo Frei Ruiz-Tagle, Ricardo Lagos, y Michelle Bachelet. De esa etapa, destaca su labor como Director de Presupuestos de Chile (DIPRES), desde 2000 a 2006.

Por su parte, Nicolás Grau (38) es economista y magíster en Economía de la Universidad de Chile. Fue presidente de la Federación de Estudiantes (FECH) de la misma casa de estudios. Además, completó un doctorado en Economía en la Universidad de Pennsylvania. Hasta ahora, era académico de la Facultad de Economía y Negocios (FEN) de la U. de Chile, especializándose en microeconomía aplicada y economía de la educación.

Un perfil técnico y transversal

En general, las y los expertos consultados por The Clinic ven con buenos ojos el nombramiento de Marcel en Hacienda, destacando su trayectoria y peso a nivel a técnico.

Elisa Cabezón, magíster en Economía de la Universidad Católica, asesora en la Secretaría General de la Presidencia, y también columnista en The Clinic, opina que fue una “muy buena elección de Gabriel Boric” para la cartera. “A Mario Marcel le tocó ser presidente del Banco Central en pandemia, lo que fue un gran desafío y estuvo a la altura. Ha mostrado ser un economista muy capaz, técnico y prudente. Creo que podría interpretarse como una señal de moderación del presidente electo. Hay que recordar que Mario Marcel fue uno de los creadores de la regla fiscal, lo que da mucha confianza de que será un ministro que impulse la prudencia en el gasto”, comenta Cabezón.

No obstante, la economista advierte que “el plan de gobierno de Gabriel Boric durante la campaña fue bien ambicioso, y hay que estar atentos en cómo interactúa eso con Marcel en Hacienda”.

Para Mauricio Villena, decano de la Facultad de Economía y Empresa de la UDP, y doctor en Economía Aplicada de la Universidad de Cambridge, el nombramiento del jefe de Hacienda “son muy buenas noticias para Chile. Marcel es un economista realmente de clase mundial. Creo que es uno de los servidores públicos más destacados del país. Él fue director de Presupuestos y, en todas las reformas que tenemos desde el retorno a la democracia, de alguna manera, ha estado involucrado”.

Villena, quien ocupó cargos en el Ministerio de Hacienda durante los dos gobiernos de Piñera, sostiene que Marcel “de todas maneras es una figura transversal. En su vida, nunca ha sido pro empresario, ni nada que se parezca, si no alguien que yo diría es pro buena economía, buenas políticas públicas, y con sensibilidad hacia el apoyo y mejora de derechos para la población. Siempre pensando en el bienestar del país”. Complementa esa idea afirmando que “ha demostrado que soplan los vientos y Mario Marcel sigue abogando por buenas políticas públicas, políticas económicas que han funcionado, y eso a través de toda su carrera. Entonces, lo hace una persona con un gran reconocimiento”.

En tanto, el doctor en Economía del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y fundador del Centro Internacional de Globalización y Desarrollo (CIGLOB), Andrés Solimano, apunta al hecho de que Marcel “es una persona que, en el Banco Central, adoptó posiciones ortodoxas de subir las tasas de interés para bajar la inflación, antes que otros bancos centrales”. Por lo mismo, plantea que “va a ser un acomodo ahora ser ministro de un gobierno que quiere hacer transformaciones económicas y sociales progresistas”.

Álvaro Herrera, economista, académico y candidato a un doctor en Economía en la Universidad de Sussex, considera que Marcel “es una muy buena elección por parte del Presidente Boric”, principalmente por el contexto en que asumirá. “El nuevo gobierno se ha comprometido a realizar una serie de reformas en salud, pensiones, educación y en la política social en general, con un énfasis en los derechos sociales y la universalización del gasto social, más que la focalización. Esto llevará al nuevo ministro de Hacienda a enfrentar demandas por aumentos del gasto social (y, por ende, del gasto público) tanto desde el interior del gobierno como desde las organizaciones sociales y de la ciudadanía, que aún no recupera todos los puestos de trabajo e ingresos perdidos durante la pandemia, ha perdido el apoyo económico que entregaba el IFE y que, incluso si se aprobasen nuevos retiros de los fondos de pensiones, ya ha retirado buena parte de sus ahorros”.

Debido a ese telón de fondo es que se “requiere contar en Hacienda con una persona que sea capaz de poner a disposición del presidente los recursos necesarios para enfrentar las presiones por mayor gasto social, tanto por la vía reordenar y reasignar el presupuesto de la nación como de aumentar la recaudación fiscal a través de una eventual reforma tributaria”, dice Herrera. “Si tomamos en cuenta su experiencia en el sector público (…) Mario Marcel es, sin duda, una muy buena elección para el cargo”, concluye.

Una señal a los mercados y el mundo empresarial

En la antesala del nombramiento del Marcel -que ya era un secreto a voces durante la mañana del viernes-, el dólar registró una fuerte caída de su valor con respecto al peso, síntoma de una suerte de optimismo en el mercado por el aterrizaje del reconocido economista en Hacienda.

“El nombramiento de Marcel entregará bastante calma y confianza en los mercados. Es una figura que señala estabilidad y certidumbre, pues esa es la labor que ha tenido que hacer como presidente del Banco Central, dos cosas que los mercados y el mundo empresarial siempre buscan y necesitan”, comenta, sobre este ámbito, Elisa Cabezón.

“La señal es una de solidez técnica. Es una señal también de conocimiento. Porque una cosa es haber tenido conocimiento desde la academia y otra es haber tenido toda una vida de práctica. Marcel tiene la parte práctica, aparte de la técnica. Es un economista aplicado. Él no va a llegar a improvisar al Ministerio de Hacienda, si no que va a llegar a consolidar todos los cargos previos que tuvo, que yo creo lo prepararon para este gran desafío que va a enfrentar”, opina Mauricio Villena, señalando que los mercados leerán el nombramiento en la misma línea.

“Si tú ves los mercados de divisas, ya estaban confiando mucho en el peso chileno extranjeros e inversionistas nacionales. Es una buena señal. Y esto es pragmático: quiere decir que hay gente que está apostando a que, dado Mario Marcel, nos va a ir mejor de lo que pensábamos”, explica Villena.

Andrés Solimano dice que “el sector empresarial y financiero me imagino estará conforme con la designación del Ministro de Hacienda”. Agrega que “hay que mantener un equilibrio entre las señales para ‘calmar los mercados’ y la necesidad de mantener y consolidar la base social que pide transformaciones pro equidad social, y transformaciones post neoliberales en Chile”.

Asimismo, Álvaro Herrera plantea que “la señal que entrega (la elección de Marcel) es positiva. Además de la confianza que entrega su paso por el Banco Central, Mario Marcel es considerado uno de los ‘ideólogos’ de la regla del superávit estructural que ha seguido la política fiscal chilena durante este siglo. Estos dos antecedentes le dicen al mercado que está frente a un ministro de Hacienda que valora y ha trabajado por mantener los equilibrios fiscales y la economía ‘sana’ en lo macroeconómico, factores claves para reducir los niveles de incertidumbre que podrían estar afectando hoy a los mercados”.

La cercanía entre Grau y el presidente electo

Que Nicolás Grau asuma como ministro de Economía, Fomento y Turismo es valorado por los expertos bajo la óptica de que el académico es una figura cercana al presidente electo.

Elisa Cabezón resalta que “Grau fue el economista partner de Gabriel Boric desde el inicio de la campaña. Es importante que Boric se rodee de gente cercana y de confianza. Grau es un buen académico de la U. de Chile, eso señala profesionalismo y espero que ese profesionalismo lo mantenga como ministro”. En paralelo, Cabezón remarca que “su labor es muy importante, porque deberá conectar con el mundo privado y realizar un trabajo en conjunto con ellos. Aterrizar desde la academia al mundo real será un gran e importante desafío”.

Por el mismo lado corre la mirada de Mauricio Villena: “Tengo fe en él, y creo que es un buen nombramiento, porque creo que un presidente tiene que nombrar gente que uno confía, y que te acompañe”. Asimismo, nota que “Grau es joven, pero tiene la mejor formación técnica. Conozco sus trabajos en educación, y son muy rigurosos. Es una persona estudiosa, y creo que que va a aprender en el cargo”. Villena proyecta además que “le va a ir muy bien”, y no duda en señalar que, a nivel personal, le gusta “que un economista joven y talentoso como Nicolás haya asumido este cargo”.

Andrés Solimano también se fija en que “Nicolás Grau es un economista joven con una muy sólida preparación académica. Tiene grandes desafíos de cómo orientar un cambio de la estructura productiva chilena en favor de una economía socialmente más justa, y el camino hacia una economía verde”.

Por último, Álvaro Herrera sostiene que la colocación de Grau “va en la línea de generar cambios en la forma en que funciona la economía a nivel micro. Ha sido crítico del sistema económico en que Chile se ha desarrollado y en este ministerio estará a cargo de definir políticas y coordinar acciones con el mundo de la pequeña y mediana empresa, el sector turismo (fuertemente golpeado por la pandemia), la promoción de la inversión extranjera, la defensa de los consumidores y la promoción de la competencia, entre otras tareas”.

“En un país en que, desde el estallido social de 2019, se hace cada vez más patente la sensación de la población de ser víctima de abusos e injusticias por parte de ciertas empresas o sectores, la promoción de la competencia y regulación de casos de colusión y prácticas anticompetitivas es una tarea en que un nuevo ministro de Economía podría aportar mucho a mejorar el bienestar y la sensación de justicia de la población, en su relación con el mercado”, finaliza Herrera.

Lee también: El ranking de iniciativas populares con más firmas: pensiones, cannabis y aborto lideran la lista


Volver al home

Notas relacionadas

Deja tu comentario