Melissa-Sepúlveda

La Confederación de Estudiantes de Chile, Confech, llegó hoy hasta el Mineduc a entregar su propuesta para la derogación del artículo DFL2 y profundizar en la democratización de las instituciones de educación superior.

Con esta idea, los estudiantes presentaron hoy un proyecto de ley que permita la participación de estudiantes y personal no académico en el gobierno, dirección y gestión de las instituciones privadas.

Pero además el texto busca regular y resguardar el derecho de asociación de los alumnos en estas instituciones privadas, por ejemplo, que se termine con la prohibición de federaciones o centros de estudiantes.

“Muchos rectores y dueños de universidades privadas pasan a llevar a la organización estudiantil. Incluso en los contratos de matrícula llegan a prohibir la generación de centros de alumnos. La idea de este proyecto es poder avanzar en la democracia interna”, dijo Melissa Sepúlveda, presidenta de la FECH y vocera de la Confech.

Por último, el proyecto abre la posibilidad a todos los estudiantes y funcionarios no docentes de exigir a sus autoridades una reforma de estatutos que consagre su derecho a participación en la elección de autoridades como Decanos y Rectores.

La iniciativa, según los estudiantes, fue recibida con buena disposición en el División Jurídica del Mineduc, estableciendo además un compromiso de enviar el proyecto de ley definitivo antes del 31 de julio y desde ahí comenzar a “legislar en positivo” frente a este tema.

Acá el proyecto completo presentado por la organización estudiantil