Santiago, 23 de enero de 2018
En el salón de honor del ex Congreso Nacional de la capital, el Presidente electo Sebastian Piñera presentó a su futuro gabinete.
Max Montecinos

Una nueva emergencia ambiental se vivió este jueves en Quintero y Puchuncaví en el segundo episodio de este tipo en menos de una semana.

Esto ya que una nueva “nube tóxica” causó que decenas de niños de diversos esteblecimientos educacionales de la comuna resultaran intoxicados.

Luego del episodio que terminó con los menores colapsando las postas y hospitales de la comuna se resolvió suspender las clases el jueves y viernes en la zona.

La situación es grave y tiene preocupadas a las autoridades locales, quienes piden medidas de fondo contra las enormes industrias contaminantes de ese sector costero.

En redes sociales varios vecinos han denunciado que tras las lluvias han detectado azufre en la tierra, indicio de que el agua caída viene contaminada en lo que se denomina “lluvia ácida”.

El alcalde de Quintero, Mauricio Carrasco, dijo que “nosotros vivimos acá, yo soy papá, hijo, hermano, esto nos afecta a todos, esto sobrepasa a cualquier autoridad. Esto que está ocurriendo, no puede pasar en ninguna parte del mundo, esto no puede ser que los seres humanos vivamos de esta forma, por lo tanto, si es necesario seguir actuando, coordinadamente, con la comunidad para que el Gobierno escuche, para eso el pueblo a uno lo elige, para representarlo en todos los ámbitos y áreas, y eso es lo que voy hacer”.