No queremos invocar la desgracia. Pero ahí está esa enfermedad llamada el “mal endémico de nuestro fútbol”. Una especie de inconsciente auto sabotaje, que impide al futbolista nacional concretar en las instancias decisivas. Es esa vieja compulsión por perder los partidos finales la que hace imperativo auscultar la opinión de la ciudadanía. Así que medítelo bien y responda: Conociendo nuestra larga historia de fracasos, infortunios, desdichas, frustraciones y pánicos escénicos ¿Está usted completamente seguro de que Chile clasifica para el mundial?

-Si
-No
-No sabe / No contesta

Resultados encuesta anterior: ¿A qué candidato le dejaría encargada su hija?

1.146 personas de edad, sexo y condición social indefinida respondieron el sondeo, que tiene un margen de error del 1%. Este margen de error, a su vez, tiene un rango de equivocación del 89%.

El electorado, puesto en el trance de dejar a su hija a cargo de alguno de los candidatos presidenciales, confió abrumadoramente en los candidatos que de la izquierda, opinando que por acción u omisión podrían llegar a ser apropiados tutores temporales de una adolescente:
* A Arrate, porque que es como dejarla sola (28%, 322 votos)
* A Navarro, para que se ría (27%, 304 votos)

Un grupo no despreciable de electores se mostró dispuesto a poner a la niña de sus ojos al cuidado de un galancete de la farándula. Y aún no miraría con malos ojos que éste intente propasarse con la colegiala en cuestión:
* A Marco Enríquez, para que se la sirva (16%, 185 votes)

En cuarto lugar queda la opción de un cuidador cascarrabias:
* A Zaldívar, para que la rete (13%, 153 votes)

Poco más de un décimo del electorado dice estar dispuesto a que un negociante trate de sacar dividendos de la muchacha:
* A Piñera, para que la venda (11%, 123 votes)

En último lugar queda el candidato de la Concertación, asociándolo a los atributos “despiste” y “facilidad para perder”:
* A Frei, para que la pierda (5%, 59 votes)