Secciones

The Clinic Newsletters

Más en The Clinic

The Clinic Newsletters
cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Nacional

5 de Diciembre de 2009

Encuesta Top: ¿Qué les parece la disputa de los candidatos por el voto gay?

Por

POR C.C. Y V.T

Juan Pablo Sutherland, escritor:”Frei está haciendo ese gesto porque no puede quedarse atrás”

“Esta disputa tiene que ver con los avances de visibilidad de las minorías sexuales. Es interesante culturalmente ver a la derecha buscando el voto gay porque eso significa un avance en términos de problematización como oportunismo político, porque no creo que estén homologando la demanda con el modelo de familia homosexual. Hay un tema que ellos no quieren tocar y se han excusado incluso con la iglesia para poder apoyar la unión civil. Ahora en el caso de Frei y MEO, me pareció interesante el gesto de poner dos mujeres dándose un beso, reivindicando el lugar de las mujeres lesbianas. Pero que el representante de Frei (Jorge Pizarro) homologue homosexualidad con pedofilia, me parece feroz. ¿Cómo es posible que él crea que la homosexualidad tiene que ver con la pedofilia? Se le escapó, se le vio la hilacha al mezclar cuestiones que son completamente distintas. Frei está haciendo ese gesto porque no puede quedarse atrás. Las propuestas que parecen más honestas son las de Marco Enríquez y Arrate”.

Imagen: Agencia Uno

Imagen: Agencia Uno

José Miguel Villouta, director gorilablog.com : “La aparición en la franja de Luis Alberto Larraín me parece horrorosa”

“No me siento cercano a ningún candidato, pero me parece bien que la tolerancia hacia los homosexuales se haya transformado en un bien activo. Ahora, no creo que haya un compromiso real hacia nuestros derechos como son el matrimonio y el derecho a adopción. Es un discurso en forma de ameba, que no va tanto dirigido a los gays (porque ellos creen que son muy pocos), sino a este personaje cool estilo hipster de Lastarria que no tiene mucha profundidad política y se basa en cosas de “bueno, este candidato acepta o no a los homosexuales”. Hay que conceder que fue Piñera el que puso el tema. Hay gente que dice que es estrategia, pero ojalá que todos los candidatos utilizaran los derechos de los homosexuales porque así conseguimos visibilidad. La aparición en la franja de Luis Alberto Larraín me parece horrorosa, porque si bien es respetable que un tipo hijo de un líder de la Alianza saque la cara en un ambiente tan conservador, todo eso se derrumba porque la pareja gay que aparece en la franja es de mentira, él no es su pareja, y confirma un poco ese discurso de derecha que dice que las parejas gays no existen. Si Piñera, realmente, estuviera cercano a los gays conocería a una pareja gay de verdad para que apareciera en su franja”.

Carlos Ormeño, dependiente Bazar The Clinic: “No le creemos a ningún candidato”
“Creo que es demagogo no más, porque siempre que hay alguna campaña para presidente se acuerdan de los homosexuales, porque hay mucho gay tapado en Chile y el voto homosexual es muy grande ahora. No me gustó para nada la franja de Piñera, porque Piñera odia a los homosexuales. No le creo nada. Al que le podía creer es a Marco Enríquez porque es más abierto y lo conozco. Sé que no miente, porque él ha compartido mucho con homosexuales. Frei tiene una postura de mentira. Es que ahora no les queda otra porque Marco le ha cagado la campaña a todos. Y eso entre los amigos se comenta mucho. No le creemos a nadie, a ningún candidato”.

Octavio Crespo, director Revista G : “Es un show”
“La disputa en sí misma es positiva porque implica una valoración que ha sido históricamente olvidada, pero al mismo tiempo me parece un show mediático, porque tengo la certeza que Piñera si es que llegase a salir electo no va a hacer nada por la comunidad homosexual porque no tiene el respaldo político de sus propios socios. Más que para los homosexuales, este asunto de las franjas es para que el mundo perciba a los candidatos como gente progresista. Pero ni Piñera ni Frei lo son. He hablado con gente sobre esto de manera bufonesca. Nos da risa que en la campaña de Frei ponga en su franja a una pareja de lesbianas cuando al mismo tiempo se refiere “al problema de homosexualidad”. La homosexualidad llama la atención, genera prensa, pero no están tomándose el tema en serio porque en sus programas no tienen propuestas concretas. Por eso no me incribí”.

Rolando Jiménez, presidente del MOVILH: “Es consecuencia de nuestro trabajo”
“Para nosotros esto es consecuencia de un trabajo que hemos hecho las organizaciones de minorías sexuales a lo largo de los últimos 17 años. Nos parece muy bien que ahora, de manera transversal, las candidaturas, y la sociedad chilena estén discutiendo la necesidad de regular y de reconocer la igualdad jurídica ante la ley. No es gratuito. Hay gente que, con mayor o menor profundidad, está dispuesta a tocar este tema. El comando de Frei es el que se ha manifestado más dispuesto a trabajar por nosotros. Que la derecha haya incorporado a los homosexuales en su franja, conociendo la homofobia de ese sector, nos parece un hecho valioso. Que dos chicos homosexuales que pertenecen a ese sector ideológico y socio económico se hayan atrevido a salir del clóset en la franja presidencial es valiente. Más allá del oportunismo que pueda haber en algún sector de la derecha -y me refiero a lo que han planteado Chadwick y Allamand- lo bueno es que esto trajo como consecuencia que se incorporara el tema. Es escandaloso que la Iglesia, que por un lado habla de equidad, justicia social, pretenda excluir a un grupo minoritario que efectivamente ve vulnerado cotidianamente sus derechos”.

Jordi Castell, fotógrafo: “Un trabajo de joyería del comando de Piñera”
“Me parece un muy buen síntoma que sea tema de debate. Enhorabuena, como muy bien dijo Piñera, el país es de todos y todos tenemos derecho a sentirnos importantes. Ahora, creo -y tengo la mejor intención en pensar- que este va a ser un tema a debatir en un próximo gobierno. Quiero creer y quiero apostar a que no sea oportunismo, y que haya un real avance ideológico, un real trabajo de tolerancia y diversidad. Quiero creer que Piñera va a hacerle caso mucho más a sus valores y a sus principios, que a los de su coalición. Siempre he sentido que su piedra de tope es la UDI. Quiero apostar a que sus principios cristianos lo van a hacer trabajar para legislar sobre las minorías sexuales, sobre las uniones civiles entre personas del mismo sexo. Me parece que hay un súper bonito trabajo de parte de los candidatos en poner sobre la mesa temas que le incumben a todas las familias de esta sociedad, porque yo creo que en muchas familias de Chile hay un homosexual que necesita sentirse incluido. Ya hay una esperanza, sea el hijo de Larraín, sea este o el otro, yo siento que hay una valentía en este cabro -tan buen mozo que es además- en dar la cara y, además, rebelarse en contra de los ideales de su padre. Ahí hay un trabajo de joyería que hizo el comando de Sebastián Piñera y es lo que más celebro. No me voy a referir a las cosas que hablan los curas, porque los curas están hechos precisamente para apuntar con el dedo y hacer sentir mal a las minorías”.

Notas relacionadas