Al menos 14 personas fueron capturadas hoy en la localidad de Usme, en el sur de Bogotá, por causar daños en varios establecimientos comerciales propiedad de presuntos testaferros de la ya desmovilizada guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

“Tenemos 14 capturados y seis policías heridos. Damos un parte de tranquilidad pero es importante decir que hay personas de otros sectores que llegaron aquí a liderar los saqueos”, dijo a periodistas el comandante operativo de la Policía de Bogotá, coronel Jorge Urquijo.

Los disturbios se presentaron desde tempranas horas de la mañana en los alrededores de varios supermercados Supercundi y Merkandrea.

En vídeos difundidos por los medios locales se observa a decenas de ciudadanos enfrentando a los policías en la calle, lanzando piedras y protegiéndose de los gases lacrimógenos con los que las autoridades pretendieron controlar el saqueo.

Sin embargo, los artículos que se vendían en los locales fueron robados y los establecimientos destruidos, según constató la Policía.

El pasado 19 de febrero las autoridades colombianas capturaron a tres presuntos testaferros de las FARC e incautaron bienes valuados en 650.000 millones de pesos (unos 230 millones de dólares), entre ellos 60 supermercados.

Tras conocerse esa noticia, ciudadanos en diferentes regiones del centro del país empezaron a saquear los comercios, por lo que en varios municipios fue necesario decretar el toque de queda.