“La Bestia”, el blindado bus que llevará a Boca Juniors para un nuevo superclásico de Libertadores versus River

Tras los incidentes que suspendieron la gran final de la Copa Libertadores del año anterior, el club xeneize reacondicionó su medio de transporte que debutará este fin de semana.

River Plate y Boca Juniors. Boca Juniors y River Plate. Otra vez los gigantes del fútbol argentino vuelven a encontrarse en una fase crucial de la Copa Libertadores, esta vez en semifinales, luego de la recordada final de 2018 que se terminó jugando en España.

En un mes nuevamente se verán las caras, esta vez con el primer duelo fijado en el Monumental de Núñez, donde el exclub de Alexis y Marcelo Salas hace de local. Para aquello el equipo rival, Boca, se prepara y no quiere sobresaltos en su camino al barrio millonario, como ocurrió el 24 de noviembre de 2018 cuando pedradas de los hinchas de River destrozaron el bus que los trasladaba.

La Bestia“, así lleva por nombre, según publica el diario Olé, el refaccionado bus de aquella ocasión.

Llevaron un auto al predio de Boca en Ezeiza con los mismos vidrios blindados que se le pusieron al micro y hasta los mismos jugadores le pegaron con una maza y no se rompen… O sea, se rompe el vidrio de la parte de afuera, se astilla, pero para adentro no pasa nada. Tiene doble vidrio con una lámina de espesor muy gruesa en el medio. Y eso no deja que la piedra que impacta pase para el otro lado. Pero mirá que le pegaron fuerte, eh. Y nada“, contó ahí Darío Rubén Ebertz, conductor del plantel profesional de Boca hace más de 10 años, quien vivió en carne propia la furia de los hinchas rivales aquel día de la final que no se jugó.

“El Gringo”, como le dicen al hombre que tiene afinidad con el plantel y los referentes del club, contó además cómo vivió los días posteriores a aquel recordado sábado de noviembre.

“Y es difícil, soñé un montón de veces con ese día. Pero trato de llevarlo lo mejor que se pueda. Más vale que lo pienso en todo momento, porque así como no pasó nada podría haber pasado una catástrofe, un desastre. Y por ahí me encuentro con gente que ahora me dice: “Gringo, a los de River pasalos por arriba”. Pero eso está mal, estamos hablando de seres humanos y es terrible lo que pasó. Ahí me empiezo a acordar de todo, la cantidad de gente que había, los piedrazos cuando hicimos la rotonda, las escupidas, y todo al lado mío y del micro”, detalló.

Además de los duelos programados para el 1 y 22 de octubre (La Bombonera) por el torneo continental, los equipos chocarán este fin de semana por la competencia local. Ahí será el estreno de “La Bestia”, como Ebertz apoda a la máquina por su porte y su nuevo revestimiento.

“No, no. Miedo no tengo. Y más después de lo que pasó. Además ahora el micro está más seguro y eso ayuda. Es volver a sentir esa adrenalina de ir de vuelta. Pero hay que ir, llevar a los muchachos y jugar el partido”, cerró.

Peligra final del siglo: Atacan autobús de los jugadores de Boca Juniors en la entrada al Monumental

Varios de los jugadores ingresaron este sábado al Monumental quejándose de dolor en los ojos producto de gas pimienta. “Nos tiraron de todo”, dijo el capitán Pablo Pérez al canal Fox Sports. Los jugadores de Boca Juniors alegaron que “le tiraron de todo” al autobús cuando ingresaban al estadio Monumental para jugar el partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores ante River Plate.

Comentarios