Secciones

The Clinic Newsletters

Más en The Clinic

The Clinic Newsletters
cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Mundo

14 de febrero de 2022

VIDEOS. Nueva Zelanda intentó ahuyentar a manifestantes antivacunas poniendo «La Macarena» en bucle

Los manifestantes antivacunas llevan una semana en las cercanías del Parlamento neozelandés.

Los intentos por despejar a manifestantes incluyeron el uso de canciones populares como "La Macarena", "Mandy" y "Baby shark", que fueron tocadas repetidamente. La medida fue criticada por la policía neozelandesa.

Por

Autoridades de Nueva Zelanda utilizan canciones como «La Macarena» de Los del Río, «Mandy» o «Baby shark» por tiempo prolongado para dispersar a los manifestantes antivacunas que se aglomeran frente al Parlamento, aunque la medida generó críticas de la policía, atrapada en el fuego cruzado.

El superintendente policial de Wellington, Corrie Parnell, no le hizo gracia la táctica usada por las autoridades del Parlamento, que parece haber fortalecido la determinación de los manifestantes de permanecer en el sitio.

«Ciertamente no sería una táctica o una metodología que nosotros hubiéramos endosado y es algo que hubiéramos preferido que no ocurriera. Pero ocurrió y ahora debemos lidiar con lo que tenemos al frente», declaró Parnell a Radio New Zealand.

La influencia canadiense

Cientos de manifestantes, inspirados por el «Convoy de la libertad» de camioneros en Canadá, han estado acampando desde hace una semana en los predios del Parlamento, pese al llamado de la primera ministra Jacinda Ardern de que los ciudadanos «vayan a sus casas y lleven a sus niños».

Parnell defendió el abordaje discreto adoptado por la policía después del jueves, cuando intentaron remover a los manifestantes por la fuerza, lo que provocó enfrentamientos violentos y más de 120 arrestos.

«Esto no es cuestión… de resolverlo con arrestos», indicó el jefe policial, quien pidió a los manifestantes negociar de buena fe.

Críticas al uso de la música

El convoy fue promovido originalmente como una protesta contra la vacunación obligatoria, pero Ardern aseguró que ahora está dominado por activistas antivacunas.

«Incluye gritar insultos a personas que pasan con mascarillas… Hay rótulos pidiendo la ejecución de políticos… Hemos visto comportamientos horrorosos allí», declaró.

La primera ministra neozelandesa se negó a comentar el uso de música para contrarrestar las protestas, pero figuras de la oposición criticaron al líder parlamentario, Trevor Mallard, por aprobar la medida.

«Las acciones de Mallard no son edificantes, son vergonzosas e inefectivas», reclamó en Twitter el legislador Chris Bishop del Partido Nacional.

El líder del partido ACT, David Seymour, acusó a Mallard de «comportarse como un niño» y alimentar una mentalidad de asedio entre los manifestantes: «Su comportamiento mezquino solo ha estimulado más a los manifestantes», reclamó.

VOLVER AL HOME

Notas relacionadas

Deja tu comentario