La Alianza por Chile está atravesando uno de sus peores conflictos tras el pacto político de reforma al sistema binominal suscrito entre RN y la DC. En medio de esta caótica situación, el diputado Felipe Salaberry (UDI) sostiene que en la coalición gobernante no todos están remando a favor del gobierno.

-¿Cómo le hacen a la actividad política las discusiones de los últimos días?
-Han sido días que le han puesto pimienta a la política, un condimento que algunos les gusta más y a otros menos. Está actividad tiene una parte farandulera. Pero lo importante es que la ciudadanía no se confunda. La opinión ciudadana respecto a la UDI, incluso de sus detractores, es que siempre hemos sido de una sola línea. Cuando la UDI asume un compromiso, lo hace de manera seria. Cuando la UDI acuerda algo la gente sabe que el partido va a respetar ese acuerdo pensando en el bien de país. La ciudadanía, legítimamente, puede encontrarnos la razón o encontrar que estamos equivocados. Pero sabe que con nosotros no se va a encontrar con sorpresas…

-No van a cambiar su discurso de un día para otro como la han hecho algunos partidos…
-Eso lo dices tú.

-¿Qué le parece la propuesta del pacto político entre RN y la DC de crear un primer ministro?
-Con respecto al pacto, la clase política no siempre ha estado a la altura. Dos partidos políticos no pueden intentar traspasarle sus atribuciones al parlamento. Ahora, eso de un primer ministro me parece inviable porque no está en la costumbre política chilena. En la cultura ciudadana no está la existencia de un “medio presidente” y un “medio ministro del interior”.

El Binominal

-¿Usted supo del proyecto de reforma al binominal entre RN y la DC antes de que se hiciera público?
-El pacto político entre RN y la DC fue una sorpresa para el Presidente de la República, una sorpresa para la UDI y una sorpresa para el país. Cada una de estas sorpresas fueron malas noticias.

-¿Debería mantenerse el sistema binominal?
-Si nosotros decimos que el sistema político requiere perfeccionamientos o que no los requiere, la gente sabe que lo que está diciendo la UDI es de verdad. Pero en uno u otro sentido vamos a actuar seriamente estudiando las propuestas y resolviendo en consecuencia de lo que nosotros estimemos.

¿Y no estima conveniente ninguna de las propuestas que se han hecho para reformar el sistema binominal?
-Es que no hay ninguna. Lo dijimos nosotros hace ya varias semanas. Después de una reunión con el ministro del Interior y la coalición por el cambio, se dijo que estábamos dispuestos a escuchar propuestas que perfeccionaran nuestro sistema electoral. Profundizando y mejorando la democracia. Cuando eso suceda, obviamente la UDI va a tener una respuesta frente a esa propuesta. Hoy día no hay ninguna. Solo hemos escuchado “¡Hay que reformar! ¡Hay que cambiar!” pero ningún partido político ha propuesto un mecanismo concreto. Basta de slogans, basta de cuñas para la televisión.

-¿Ha habido un simplismo excesivo en las propuestas?
-Yo te diría que ha habido un simplismo con cara de farándula política.

-Juan Antonio Coloma dijo que “esta es la crisis más grande de la alianza por Chile”. ¿Es está la crisis más grave o han atravesado otras peores?
-Yo te diría que esta es una de las crisis más relevantes. La gravedad está dada porque hoy día somos coalición de gobierno. Por lo tanto la opinión del presidente del partido es coincidente con lo que piensa la gran mayoría de los chilenos. Esta es una gravísima crisis porque afecta el liderazgo del Presidente de la República.

-¿De qué manera el presidente podría ayudar a resolver este conflicto?
-Este conflicto, generado por la directiva de RN y en particular por su presidente, ha puesto en entredicho el trabajo de la coalición…

-¿La coalición por el cambio está en entredicho?
No la coalición en si misma, pero sí su trabajo. Yo creo que el accionar del Presidente de la República y sus ministros va a permitir mejorar este ambiente. De hecho, las palabras de Sebastián Piñera al promulgar el proyecto de ley de inscripción automática y voto voluntario, ya es un paso adelante. Las disculpas de Carlos Larraín también ayudan, pero esperamos que con la misma buena pluma con que escribieron el pacto político, escriban las disculpas pertinentes para el país.

-Y esas disculpas ¿Le parecen sinceras?
-Mira, las disculpas siempre se aceptan y no se comentan. Lo que debiera venir para acreditar el arrepentimiento es la rectificación de que los pactos políticos son primero con la UDI y el gobierno y después con el adversario.

-Antes de que la Alianza por Chile llegará al gobierno ¿Pensaron alguna vez que iban a tener algún conflicto tan grave en el ejercicio del poder?
-Siempre ha habido discrepancias y aproximaciones distintas a los temas. Pero que una coalición de gobierno haga un pacto político con un adversario, resulta chocante. Lo más grave, es que la DC y la Concertación fueron derrotadas hace 2 años justamente por su excesiva preocupación por temas como el binominal en desmedro de los temas que realmente le preocupan a la gente. Los errores políticos de algunas personas deben ser rectificados, pero lo más importante es trabajar a favor del presidente y su gobierno.

-Jovino Novoa ha dicho que el gobierno ha actuado en forma errática. Incluso Hernán Larrain habla de un mal manejo político. ¿Estas declaraciones en qué ayudan al gobierno?
-Mira, las opiniones políticas de algunos dirigentes de la UDI son solo opiniones políticas. Pero la institucionalidad partidaria y nuestro trabajo permanente sigue siendo siempre en favor del gobierno. Obviamente un partido de gobierno, confiable y leal va a entregar críticas constructivas para mejorar la gestión del gobierno, no para tirarlo por la borda como algunos pretenden hacerlo.

-¿Y hay alguien dentro de la Alianza que podría pretender tirar por la borda la gestión del gobierno?
-Cuando un partido miembro de la coalición gobernante firma un pacto político con un partido de la oposición que perdió la última elección presidencial… eso debiera hacer dudar a sus dirigentes.