El economista Gino Lorenzini, de la empresa Felices y Forrados -dedicada a asesorar a los cotizantes de AFP para que se cambien de fondo de pensiones-, destacó, en conversación con radio Universo, que la presión de la ciudadanía impidió que la Superintendencia aplicara medidas más duras para impedir cambios de los afiliados de un fondo a otro, propiciados por FyF.

“Se generó tal ruido político, con tres Trending Topic en Twitter, que la Superintendencia no tuvo la fuerza para pasarnos estas restricciones (…) lo digo con mucha seriedad: aquí hay terrorismo público y privado entre las AFP, la Superintendencia y la ministra Matthei, que ayer me dijo que tenía conflicto de interés, cuando quien lo tiene es su marido, que trabaja para la AFP Provida”, agregó.

“Después sale el ministro de Hacienda a recitar que nosotros generamos pérdidas. Eso es mentira, eso es terrorismo de Estado. Esto es inaceptable, esto de una vez por todas tiene que salir a la luz pública. Y si los estamos desestabilizando, que vuelva la Ley de antes, de 1981, que era buena, ahora es una burla”, agregó el representante de la F&F.

Gino Lorenzini sentenció que “ya las personas estamos sabiendo de que esto no tiene nombre y tenemos que cambiarlo de una vez por todas”.